PUBLICIDAD
ActualidadEntrevistasPortada

Pepe Rodríguez (‘MasterChef 10’): «Se fue muy injusto con Verónica Forqué, era una mujer vulnerable»

Pepe Rodríguez 'MasterChef 10'

Hablamos en exclusiva con Pepe Rodríguez sobre la décima edición de ‘MasterChef’ y cómo lleva las críticas al programa tras el caso de Verónica Forqué.

Hace siete días, TVE estrenaba la décima edición de ‘MasterChef ante un 14,9% y 1.639.000 espectadores. Una edición que sin duda será muy especial pues se homenajeará a todas las ediciones con un reencuentro super emotivo en Sanlúcar de Barrameda. Sobre ello hablamos en El Televisero con uno de sus jueces, Pepe Rodríguez.

PUBLICIDAD

El toledano hace balance con nosotros de estos diez años del talent show producido por Shine Iberia y hablamos con él sobre la publicación de su sueldo y todo el revuelo que se generó con la participación de Verónica Forqué y su terrible desenlace.

Han pasado 10 años de la primera edición de ‘MasterChef’…

PUBLICIDAD

Cuando empezamos qué no sabíamos que era ni cómo. Ni me podía imaginar jamás que íbamos a estar 10 años aquí. Y además seguimos los tres que ya es difícil. Si ves los concursos o talents siempre hay algún rostro que cambia pero es algo extraño.

¿Cómo recuerdas aquellos primeros días delante de una cámara?

PUBLICIDAD

No lo sé, raro. Seguramente raro. Es verdad que intenté acoplarme rápido para hacer el ridículo lo menos posible. Quería no fallar al equipo. Pero al final como en todos los oficios se aprende con el tiempo por mucho que te esfuerces. Es como cocinar, es tiempo, tiempo y tiempo. Pasar muchas horas y ver a otros profesionales, coger lo que hacen bien y saber decir la palabra justa, saber callarte cuando debes, encontrarse cómodo. Me encantaría poder ver esos primeros programas con la perspectiva del tiempo, estaríamos los tres terribles.

¿Qué balance haces de estos diez años?

Ha sido todo bastante positivo, es una suerte caer en un programa así, de éxito, con tanta audiencia y tantos seguidores que me ha permitido hacer tantas cosas, conocer a tanta gente, hablar de tantas historias que no hubiese sido posible de otra manera. Los cocineros ya teníamos nuestro punto mediático, yo era Premio Nacional de Gastronomía, la Estrella Michelín mucho antes de entrar en ‘MasterChef’ pero aún así no tiene nada que ver el reconocimiento que te da un programa de televisión. Todo ese conocimiento que me ha dado no hubiese sido posible vivirlo con el restaurante.

Más allá de lo televisivo, ¿has aprendido de cocina?

Claro que sí, muchísimo. Han sido muchas preparaciones de platos, muchos cocineros amigos profesionales que han venido con sus recetas, muchas cosas que hemos tenido que cocinar. Soy mejor cocinero que hace 10 años y eso se lo debo a ‘MasterChef’.

Y a nivel personal, ¿Qué te ha aportado el programa?

Pues no sé el hacer un programa donde te pagan bien, te da una seguridad económica que a lo mejor antes no tenía. Y en lo personal me ha servido para darme cuenta de que se hacer algo más que ser cocinero. Hubo un momento en el que pensé si un día El Bohío va mal, ¿Dónde me meto yo? Porque yo no sé hacer otra cosa más que cocinar. No puedo ser informático, ni llevar un camión. Hubo un momento de duda, de crisis y esto me abrió otro mundo de pensar ‘creo que puedo vivir en la tele o de cosas relacionadas con la televisión’ y creo que valgo para ello. Es ese punto de seguridad.

¿Cuál crees que es la clave del éxito para que los tres jueces sigáis 10 años después?

Creo que hemos adquirido nuestros roles perfectamente. E interferimos poco, cada uno sabe lo que tiene que aportar al programa y lo hacemos con gusto. Es posible que alguien aporte algo más, pero todos nos creemos que aportamos un 33% al programa y eso es importante, el no tener un ego. Que eso ocurre muchas veces de ‘¿por qué no me pagan a mí más que a esta que hace menos?’. Pero no, nosotros venimos a la tele a pasárnoslo bien. Y creo que la suerte es que hacemos un programa de televisión que ha sido la bomba y es un privilegio para los tres.

Hace unos días se publicaban los sueldos de los concursantes, el presupuesto del programa y el sueldo de Jordi, Samantha y tú, ¿Cómo llevas qué eso sea público?

No me parece mal siendo una televisión pública. Si se ponen todos los sueldos de todo el mundo por qué no se van a publicar los nuestros, lo que cuesta hacer el programa y lo que cobra el presidente de RTVE. No me parece mal, ¿por qué hay que taparlo? Ya sabemos que hacer un programa de televisión es caro, por todo lo que lleva alrededor y los medios que son carísimos. Si se sabe el sueldo de Messi o de no se quién y son entidades privadas. Pues esto que es en una cadena pública por qué no se va a saber. Igual que se sabe lo que cobra el Presidente del Gobierno o los Ministros. A mí me parece normal. Puede que a alguien le choque para bien y para mal. Pero es como todo en la vida, depende de con quién te compares.

Sobre los sueldos: «Si se sabe el sueldo de Messi por qué no el nuestro»

¿Qué destacarías de esta décima edición de ‘MasterChef’? ¿Qué vamos a poder ver?

Mucha ilusión. Es verdad que para no cambiar nada, cambia casi todo. La mecánica es la misma, son concursantes y tenemos que elegir al nuevo ganador. Pero es la ilusión con la que la hemos hecho. Todas las ediciones son especiales, yo cuando voy a grabar ‘MasterChef’ siento que es muy especial pero este año al ser la décima pues parece que había que echar el resto y creo que lo hemos hecho con todo, en los exteriores, en las propuestas, en los giros de guion y los concursantes que son maravillosos. Hay un plantel joven y personajes muy buenos y con unas vidas interiores diferentes que no habíamos tenido nunca. Todavía no la hemos terminado de grabar pero la estamos disfrutando a tope.

¿Cómo valoras la evolución de los concursantes edición tras edición, notas que la gente sabe más de cocina que en los primeros años?

Sí, claro que se nota. Los concursantes vienen muy preparados porque ya saben a lo que se enfrentan y que va a caer una subasta, que caerá casquería y algo extraño. No se puede sorprender mucho en eso, pero muchos saben también lo que el programa necesita y que esto puede gustarle más a Jordi, que esto me puede gustar más a mí o a Samantha. Y es normal, si es que muchos son seguidores del programa, hay gente que se presenta todos los años, hay niños que empezaron a verlo siendo niños y ahora con 18-19 se presentan o incluso niños que han intentado estar en el ‘Junior’ y ahora prueban en el de adultos. Pero al final pese a todo eso, les terminamos sorprendiendo, ‘MasterChef’ es una gymkana de emociones.

Uno de los momentos especiales de esta décima edición es ese reencuentro de todos los concursantes de las diez ediciones en Sanlúcar de Barrameda, ¿Cómo viviste tu ese momento?

Fue muy bonito. Tener a todos los que han pasado por el programa y volverles a ver a muchos de la primera o de la segunda y ver cómo han cambiado. Yo intenté saludar a casi todos, si me dejé a alguno fue por la rapidez de la grabación. Fue un día muy bonito para todos, al final sirvió para reencontrarse los compañeros de edición y conocer al resto de la familia ‘MasterChef’ y fue muy emotivo sin duda.

‘MasterChef’ es un programa que se comenta mucho en redes sociales tanto para bien como para mal, ¿Cómo llevas tu las críticas?

No las hago casi ni caso, las miro de reojo y hay cosas de las que me entero por lo que me cuentan porque tampoco sigo asiduamente las redes. Pero al final por desgracia acabas normalizando la crítica y luego además es que lo que es noticia hoy de ‘Pepe Rodríguez ha dicho no se que’ a los diez minutos ya no es noticia porque se acaban de meter con un futbolista o con la presentadora o colaborador de tal programa de Telecinco. Me afecta lo justo. Temo más por lo que les puede afectar a mis hijos. A veces es tan fácil criticar desde fuera y por lo que se ve en televisión que además cada uno lo ve de diferente manera. Y eso es lo bonito. Pero hay que coexistir con esta realidad.

«Si Verónica Forqué muriera ahora nadie hablaría de lo que pasó en ‘MasterChef’

En la última edición del ‘Celebrity’ se generó mucho revuelo con lo que pasó con Verónica Forqué y su final. ¿Crees que se fue injusto con el programa?

Creo que se fue muy injusto con ella. A mí me daba pena por ella, la productora, yo mismo o TVE pues bueno, pero con una mujer vulnerable si me da pena. Es lo que más tristeza me da. Es muy injusto, la gente no sabía la verdad. Si tú hablas con todos los compañeros del ‘Celebrity’ decían maravillas de ella, decían ‘que persona más extraordinaria, que suerte haber grabado con ella’. Y es verdad, eso es lo que me llevo el cariño que me mostró. Un mes y pico antes de morir estuvimos en Illescas en la Plaza de las Cadenas grabando lo de que hacíamos yoga y estuvo en el restaurante. Todo era normal pero tenía un problema mental y es una pena. Eso es lo que te hace pensar en ‘tú sabes la gente que hay así en el mundo con depresiones y con miles de enfermedades’ y esa gente tiene que trabajar, sea en televisión, sea en una oficina o donde sea. Es muy fácil decir ‘no debería hacer’, no es que tiene que convivir, tiene que relacionarse con la gente.

Es muy fácil desde fuera decir lo que harías. Y todo porque esta mujer se muere un mes después de emitir el último programa, que ya habían pasado 7 meses desde las grabaciones y fíjate la vida que llevaría en este último tiempo. Y si esta mujer se muere ahora, nadie hablaría del programa. Pero como somos de brutos arremetiendo contra todos. Pero bueno es parte del juego y no se puede evitar.

Ya son muchos los famosos que se han atrevido a cocinar en el ‘Celebrity’. Ahora que llegará la séptima edición, ¿a quién te gustaría ver en el programa?

No sabría decirte, no he sido yo muy mitómano en el sentido ese. Es que si te paras a pensar he grabado con Santiago Segura, con Boris Izaguirre, con Verónica Forqué, con Victoria Abril. Es que a todos los veía en la tele y de pronto grabo con ellos. Al final cualquiera que pase sería maravilloso.

¿Hay algún programa o serie del que seas fan y que te gustaría participar a ti?

Pues mira soy muy seguidor de ‘Cuéntame’ y he tenido la posibilidad de hacer un cameo un par de veces pero por cuestiones de agenda de ellos o mía no ha cuadrado y no lo he podido hacer. Y hablando con el productor lo hemos intentado pero no ha salido. Y es que es una serie de culto, todos hemos crecido con ellos. Si que estuvimos una vez en el plató porque hicimos una grabación de ‘Ochéntame’ pero me encantaría poder salir ahí aunque fuera cinco minutos. Y sino salgo no pasa nada, lo seguiré viendo desde casa.

🔵 Si quieres estar informado de las noticias sobre televisión, suscríbete a nuestro canal de Telegram.

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD