PUBLICIDAD
OpiniónPortada

Crítica de la semana: Series, seriecitas y seriazas

ANÁLISIS | Semana del 14 al 20 de febrero de 2022

La ficción vive un cierto resurgir en abierto. Si hace unos meses parecía que las series habían quedado relegadas a las plataformas y que solo era posible sobrevivir en la pequeña pantalla si tenían acento turco, desde que ha empezado el 2022 hay datos que invitan al optimismo. En la variedad está el gusto, y cuanta más oferta tengamos mejor.

PUBLICIDAD

Pero saliendo de la oferta en su conjunto y centrándonos en algunas series en concreto, voy a desgranar, por si a alguien le sirven mis recomendaciones, cuatro de las series de las que más se habla en este momento. Y voy a ir de peor a mejor, como la educación de Isa P, empezando por aquello que no debéis ver si no queréis perder vuestro tiempo a aquello que no os podéis perder si realmente sois degustadores de series.

‘Todos mienten’ es probablemente una de las series más pretenciosas y a la vez más decepcionantes de los últimos tiempos. Si su creador y director Pau Freixas tenía cierta entidad y parecía que siempre ibas sobre seguro con sus trabajos, ya fuese por ‘Polseres vermelles’ o por ‘Sé quién eres’, su desembarco en Movistar + es digno de dejar de pagar la cuota mensual. Sorprende que una plataforma con tan buen criterio para la ficción nacional, con dos de las mejores series españolas de la década, ‘Antidisturbios’ y ‘Hierro’, haya apostado por semejante despropósito.

PUBLICIDAD

La serie de Pau Freixas es una amalgama de géneros imposible de digerir en un estado no psicotrópico. Personajes que recrean situaciones imposibles, saltos de tono en decimas de segundo que solo provocan perplejidad en el espectador y situaciones llevadas a unos límites inasumibles para cualquier ser humano con ganas de empatizar con sus personajes. Es de esas historias con un crimen por resolver en las que ni compensa quedarse para descubrir quién es el asesino, de lo esperpénticos que llegan a ser sus capítulos. Por no hablar de su elenco, plagado de actores que tuvieron tiempos mejores, y de una protagonista, que lo siento mucho, pero es insoportable y nada creíble. Por no hablar del «muerto».

‘Pasión de Gavilanes’ no se la recomendaría ni a mis tíos de Alpedrete

La siguiente serie del momento podría estar perfectamente en el último puesto pero como tiene ese punto que si te la tomas a cachondeo puede tener cierta gracias, pues mira, ahí la dejo. Pasión de Gavilanes‘, la gran apuesta de Telecinco que se estrenó con un notable 16% de share, no se la recomendaría ni a mis tíos de Alpedrete. Iluso de mí, pensaba que después de 20 años el culebrón colombiano volvería con un aire a lo ‘Mujeres desesperadas’ versión latina, pero es que ni aire ni brisilla de verano. Es la nada, no la sostiene ni los cuerpazos ni esa maldita canción pegadiza. Por no hacer, no besan ni bien.

PUBLICIDAD

Siempre es buena noticia que la ficción nacional tenga su espacio, por lo que supone a nivel de industria y también por el beneficio cultural para un país. La buena acogida de ‘Entrevías‘ en abierto es de las mejores noticias televisivas de lo que llevamos de año. Y es que la serie está bastante bien, si tenemos en cuenta que todo el peso recae en José Coronado y este es uno de los valores más seguros de la pequeña pantalla. El tío nunca falla, ahí está, perfecto. Y aunque no te guste la serie siempre te gusta Coronado. Es un actor mayúsculo y el personaje le va que ni pintado. La serie, mejorable, especialmente en la elección de la protagonista adolescente, pero al final el conjunto funciona. ‘Entrevías’ engancha e invita al espectador disfrutar de una serie clásica, de esas que consiguen llegar independientemente del registro por el que transcurran en cada momento. No chirria cuando pasa del humor al drama o a la acción, y eso se agradece.

Y dejamos por último la joya de la corona, ‘Euphoria’. Esta serie de HBO se salta todos los convencionalismos narrativos y estéticos a los que nos tienen acostumbrados las ficciones teen para ofrecer un nuevo modelo de serie para este género. Pero es que se carga el género, es tan bella y salvaje que es para todas las edades. Siendo muy dura, la serie hace de la sutileza su virtud. En ‘Euphoria’ los personajes no marean al espectador con sus debates internos, los dejan fluir sin necesidad de incidir en ellos. No solo su guión rompe con lo visto hasta ahora, también a nivel visual la serie ofrece un nuevo punto de vista. Una delicia para todos los estetas, que no solo tiene una bonita fachada, el interior está lleno de matices y es tremendamente poderoso.

🔵 Si quieres estar informado de las noticias sobre televisión, suscríbete a nuestro canal de Telegram.

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD