PUBLICIDAD
Actualidad

“Muchas hostias”: Mamen Mendizábal revela las “espinitas gordas” en ‘Más vale tarde’ tras su marcha

Mamen Mendizábal

La presentadora de Atresmedia ya se ha despedido de ‘Más vale tarde’.

Mamen Mendizábal se ha sincerado como nunca tras su marcha de ‘Más vale tarde’. La presentadora, que se fue de su programa el pasado miércoles, ha charlado con Luz Sánchez-Mellado, a la que le ha confesado que podría haber ganado mucho más dinero en televisión. Así lo ha contado en una entrevista para El País, donde también hace balance de su paso por la televisión y cómo se enfrenta a las críticas.

PUBLICIDAD

La periodista dice que la pandemia le ha permitido “conectar con lo efímero” y “lanzarse”. Tras anunciar su marcha de ‘Más vale tarde’, asegura que “no esperaba” tantas muestras de afecto por parte de la profesión. “Igual es que no voy de guay y he estado trabajando sin mirar a las estrellas, o a lo mejor es que soy una pringada”, asegura. Porque clara que tiene ego, “pero muy neutralizado. Soy muy pavita, me he llevado muchas hostias”. 

Sobre las hostias, aclara que se refiere a “otras hostias” fuera de Twitter: “Los amigos te ponen en tu sitio, pero a veces tu entorno profesional también se encarga de decirte dónde estás en el escalafón. La tele no es solo brilli-brilli. Nunca todo es tan guay”. Centrada en su persona, reconoce que es “demasiado clara, transparente y ofensivamente directa. Se me ve todo, para bien y para mal. Eso me ha traído muchos problemas, pero también te quita de muchas conversaciones inútiles. Mejor ir de cara que los que la ponen buena y luego te apuñalan por detrás”.

PUBLICIDAD

Aunque, mientras se define, reconoce que de esta etapa se lleva “unas cuantas espinitas clavadas”. Y asegura que son “las justas, pero gordas, de las que joden”. “Las espinitas que más duelen son las internas”, continúa.

Mamen Mendizábal: “Me podría haber forrado más, pero ahí me ha frenado otro complejo”

Tras su paso por el programa, cree firmemente que, pese a que no le han partido la cara, “sospecho que hay ganas. Lo noto en el ambiente”. Sobre las “heridas de guerra”, Mendizábal contesta: “Los padrastros levantados, alguna autolesión de clavarme las uñas, y unos vértigos de oído que espero recuperar este verano. Me cuesta mucho callarme, sí. Pero cuando trabajas en directo, no te permites las heridas. He ido a trabajar con fiebre, el otro día con la vacuna, por ejemplo. Jamás he cogido una baja, pero eso no me convierte en una heroína, sino en una pringada, ya te digo”.

PUBLICIDAD

Hablando de dinero, Mamen Mendizábal no se queja. “Igual, si hubiera peleado y me hubiera dado a valer más, me hubiera forrado más, pero ahí me ha frenado otro complejo”, comenta. Y no es el complejo de pobre, sino “más bien el de rica”. “En las teles la diferencia de salario entre presentadores y redacción es brutal y eso me cortaba, hasta ahí llega mi fobia a la desigualdad”, asegura.

🔵 Si quieres estar informado de las noticias sobre televisión, suscríbete a nuestro canal de Telegram.

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD