PUBLICIDAD
Actualidad

Alberto Chicote, absuelto de coaccionar al dueño de un restaurante chino que grabó para ‘¿Te lo vas a comer?’

Alberto Chicote

Alberto Chicote, absuelto por la justicia tras la denuncia de dueño de un restaurante de comida china que acusó al cocinero de un delito de coacciones

La justicia ha dado la razón a Alberto Chicote después de que le denunciara el dueño de un restaurante de comida china que el cocinero investigó en su programa de laSexta, ‘¿Te lo vas a comer?’. Según el denunciante, el presentador del programa cometió un delito de supuestas coacciones. Ha sido tras el juicio cuando la justicia ha absuelto a Chicote, entendiendo que no cometió ningún delito.

PUBLICIDAD

El propietario del local consiguió que un juzgado de Zaragoza abligara a Alberto Chicote a declarar hace una semanas. Según se plasma en la demanda, la denuncia vendría motivada por la grabación del interior del local por parte del equipo de laSexta. El propietario del mismo explica que solo había autorizado al cocinero a grabar la zona en la que se atiende al público. De esta manera, el empresario acusó a Chicote de desobedecer sus órdenes y colarse en su cocina para grabar el interior. Denuncia que los documentos gráficos que sirvieron para que la policía acabara cerrando el restaurante se obtuvieron sin permiso.

El cocinero queda absuelto «del delito que se le imputaba»

Ahora, según informa Bluper, la justicia ha dado la razón al cocinero y lo a absuelto «del delito que se le imputaba». Según la sentencia firme, «en ningún momento» el propietario del comercio declaró «expresamente su oposición a que el personal de prensa que acompañaba a la Policía Local o el presentador accedieran a la cocina, al sótano o a otras dependencias del local». Añade que «no mostraron alguna queja porque entraran en zonas interiores del establecimiento, ni pidieron que se marcharan». Es más, el auto es contundente en cuanto al motivo de la demanda se refiere y tampoco recoge que el propietario hubiese limitado el acceso al equipo del programa.

PUBLICIDAD

Por otro lado, el dueño del restaurante había pedido que las imágenes de su restaurante no salieran a la luz. como medidas cautelares, la jueza de primera instancia aceptó y así lo ordenó con el fin de «proteger a la víctima y evitar un daño irreparable a la misma». No obstante, la productora acabó personándose en la denuncia al verse perjudicada por el requerimiento. Por este motivo, la productora pidió una fianza al denunciante por el prejuicio que causaba que el programa no saliera a la luz. La jueza aceptó la solicitud, estipulándola en 6.000 euros. 

🔵 Si quieres estar informado de las noticias sobre televisión, suscríbete a nuestro canal de Telegram.

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD