PUBLICIDAD
EntrevistasPortada

Félix Gómez: “En ‘La Caza. Tramuntana’ hay un envoltorio final que la hace muy diferente”

Hablamos en exclusiva con Félix Gómez, uno de los fichajes de la nueva temporada de ‘La Caza. Tramuntana’, que llega hoy a TVE.

TVE estrena esta noche ‘La Caza. Tramuntana’, la segunda temporada de ‘La Caza. Monteperdido’ cambiando de localización de los Pirineos a la isla de Mallorca.

PUBLICIDAD

Una de las grandes novedades de la nueva temporada la encontramos en su elenco en el que se mantienen Megan Montaner y Alain Hernández. Junto a ellos se une Félix Gómez como el tercer protagonista de un reparto en el que también figuran nombres como Llum Barrera, Sara Rivero, Elia Galera, Tristán Ulloa, Álvaro Rico, Jorge Suquet o Beatriz Carvajal.

En El Televisero hablamos en exclusiva con Félix Gómez sobre su personaje, el sargento Selva y cómo ha sido rodar una serie como ‘La Caza’ en Mallorca en plena pandemia.

PUBLICIDAD

¿Cómo ha sido para ti incorporarte al rodaje de una serie como ‘La Caza’ que tuvo éxito con la primera temporada?

Muy guay. Cuando me llamaron mis agentes que me ofrecían este personaje, la verdad es que fue un subidón porque te están ofreciendo subirte a un carro que ya sabes que está funcionando es chulo. Y sabes que apuestas medianamente sobre seguro, bueno todo lo seguro que se puede llegar en esta profesión, ¿no? Y luego está eso de que es un equipo que ya está formado y muchas veces cuando entras en si no sabes si te van a recibir bien. Pero ha sido un regalo y hemos hecho mucha piña.

PUBLICIDAD

¿Cómo fue ese momento de empezar el rodaje?

La verdad es que ha sido una experiencia bonita el rodaje. Hay rodajes que son simplemente algo profesional, que vas ruedas y te vas, pero este no, este ha sido muy especial. Hay miles de recuerdos y por el covid hemos vivido muchas experiencias, de esas que guardas en la memoria para siempre.

Llegas para ser la tercera pata del trío protagonista de esta temporadas. ¿Quién es el sargento Selva?

Selva es un sargento de la UCO que llega a Tramuntana porque se ha descubierto que Sara ha cometido una serie de falsificaciones porque es un personaje que está traumado y medicado. Y se ha descubierto que ha podido falsificar una serie de informes para que se le asigne el caso de Mallorca y es cuando se dan cuenta de eso cuando envían a mi personaje a investigar todo el asunto.

Fue un subidón subirme a un carro que ya sabes que está funcionando”

Entonces tu personaje va a investigar a la propia Sara, ¿Cómo va a ser eso de investigar a una compañera?

Sí, digamos que Selva va a investigar la investigación. Y una vez va desentrañando lo que hay ahí metido, se va metiendo y va buscando quien es el posible asesino, dónde está Sara y qué está pasando. Entonces se encuentra como una muñeca rusa donde abre una puerta y esa puerta le lleva a otra, y otra y cada vez hay más gente implicada y el caso se complica cada vez más. Y ahí es cuando se verá lo concienzudo que es Selva.

¿Pero cómo es él? ¿Cómo le definirías?

Es muy cínico, mal encarado, maleducado, pasota y parece que se la pela todo. Pero no, luego se va a ir descubriendo que no, que puede que sea todo eso pero es un tío que se lo trabaja mucho y cuando se implica en el caso no para hasta descubrir lo que está pasando.

Al llegar a investigar a Sara, tu relación con ella será de tira y afloja…

Sí, bueno en la promo sale una frase que le dice mi personaje a otra cabo que es que “la investigación la está llevando una mujer que debería estar en un psiquiátrico”. Ese es el punto de partida y está claro que eso no va a traer nada bueno en un primer momento, va a ser un choque de trenes.

La relación con Gamero tampoco será nada fácil porque al final son dos gallos en el mismo corral…

Sí, hay que tener en cuenta que Gamero y Campos tienen esa relación especial, que ya se verá como se desarrolla en esta temporada y que mi personaje ponga en duda o cuestione la actitud de Sara será algo que cabree a Gamero, que siempre se va a posicionar a favor de ella. Y sí van a ser dos gallitos de corral que van a discutir para ver quién la tiene más grande. Pero va a ser algo muy guay porque habrá algo del caso que les hará limar asperezas por un bien común.

“Ha sido un reto maravilloso interpretar un personaje como Selva”

El sargento Selva es un personaje muy diferente a lo que nos tienes acostumbrados, ¿Cómo has llevado ese cambio de perfil y qué ha sido lo más difícil de ponerte en la piel de él?

Pues ha sido maravilloso, desde que me lo propusieron me emocioné mucho al ver qué los directores confiaban en mí para hacer un personaje como este. Es un reto que se aleja mucho de la imagen que de los personajes que suelen ofrecerme. Y yo me lo plantee así como un reto maravilloso, ha sido muy divertido meterme en su piel. Luego además yo siempre me meto mucho en la creación y el texto de Agustín es muy rico por las frases que dice Selva, por sus gestos, por como ataca y como provoca los interrogatorios.

Y me ha ayudado mucho en los directores para ver cómo tenía que ser Selva y cómo es de capullo. Y todos vimos por donde había que ir con un personaje como este. Me he sentido muy protegido en los directores y me han dejado meter también cosas que propuse.

Otra de las cosas que te ha permitido Selva es sacar el acento andaluz, ¿Qué ha supuesto para ti poder sacar ese lado más personal tuyo?

Pues estoy muy contento. Porque yo aunque estoy muy acostumbrado a hablar con acento neutro, pero cuando saco el andaluz me siento más yo. Y luego por ejemplo con esa retranca y ese cinismo de Selva, el andaluz funciona muy bien. Y me ha permitido viajar a un sitio muy conocido. Ha sido un trabajo muy gustoso, porque Agustín me ha dejado aportar cosas que yo sentía que no eran muy sevillanas. Cuando hablas con tu acento madre es como que la verdad viene de otro sitio.

Una de las cosas que se identifica con ‘La Caza’ es el protagonismo que toma el ambiente. Lo fue en Monteperdido y parece que lo será ahora en Tramuntana. ¿Cómo ha sido rodar en un sitio como Mallorca y qué importancia va a tener la isla en la trama?

La isla es un personaje más, el hecho de que sea una isla, un espacio cerrado del que no puedes salir ni huir va a estar muy presente. La isla también es la que hace que cada personaje sea como es. Y luego es que Mallorca, que yo la conocía muy poquito, es un enclave maravilloso sobre todo la sierra, tiene una magia y unos rincones brutales. Digamos como que la isla remata todo lo que tiene la serie. Si hay algo que diferencia a ‘La caza’ de otras series es que hay un envoltorio final que lo hace muy diferente a otras. Y para mí Mallorca ha sido un descubrimiento maravilloso.

¿Cómo ha sido rodar una serie como esta con todas las circunstancias del coronavirus? Primero tuvisteis que parar el rodaje y después volver con todas las medidas de seguridad que lo habrán complicado todo, ¿no?

Pues volver fue ilusionante y emocionante después de haber estado casi tres meses parados, y poder volver a recuperar algo de normalidad con el trabajo fue como guau. Luego, evidentemente había algo de miedo de no saber hacer, de tener responsabilidad porque si enfermabas tu eras consciente de que si la serie se paraba por nosotros.

Había una sensación de responsabilidad muy fuerte, pero fue algo compartido y todo el equipo estuvo muy unido y fuimos todos a una y la verdad es que nos protegíamos mutuamente entre todos. Como decía antes fue una cosa muy bonita de hacer todos una piña. Ese es un aspecto positivo de todo esto, de ser conscientes de que todos somos necesarios y que si falta el de enfrente no puedes trabajar.

¿Por qué la gente tiene que ver ‘La Caza. Tramuntana?

Porque el jueves no se va a hablar de otra cosa y sino lo ven se van a arrepentir muchísimo. El único tema de conversación va a ser lo que pasa en Tramuntana (risas).

Al final has tenido la suerte de poder trabajar en un momento en el que muchos compañeros han tenido que parar. Ahora estás rodando también ‘Señor dame paciencia’. Perteneces a uno de los sectores que más perjudicados se ha visto por la pandemia que es el mundo de la cultura, ¿Cómo lo estás viviendo tú?

Pues sí, en el fondo soy uno de esos afortunados porque estoy rodando dos series. Ya solo el hecho de estar rodando algo en nuestra profesión es una suerte, y si encima lo haces en un momento como este más. Evidentemente me considero un afortunado. Y cómo está la cultura, hombre la parte audiovisual si que somos afortunados porque se sigue grabando tanto cine como televisión, pero si que son los del teatro los que peor lo están llevando. Yo por ejemplo tenía una función que se ha pasado al 2022. Todos los que se dedican al mundo del teatro son los que peor lo están pasando. Los que se dedican al mundo de la cultura en directo tanto el teatro como los conciertos, la danza son los que peor lo están llevando al tener que parar.

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD