PUBLICIDAD
Actualidad

La comprometedora llamada de Ferreras a Iker Jiménez: “No me dejes mal”

Iker Jiménez confiesa cómo Antonio García Ferreras confió en él hace 20 años en la Cadena SER, y vivió un momento embarazoso.

Iker Jiménez continúa presentando con éxito ‘Cuarto milenio‘ en Cuatro siendo el único programa que queda desde los inicios del canal. Tras 15 temporadas y en pleno apogeo con ‘Informe Covid’ en Telecinco, Iker Jiménez ha querido acordarse de sus inicios y de quién le dio la primera oportunidad en la radio, sacando el nombre de Ferreras.

PUBLICIDAD

A raíz de la medalla que ha recibido por parte de un policía por su trabajo en los últimos meses intentando prevenir el coronavirus, el presentador ha querido recordar otra de las llamadas más importantes de su vida.

El protagonista fue Antonio García Ferreras, al que mando un abrazo. Él y Daniel Gavela nos dieron la oportunidad a Carmen Porter, a mí y a todo nuestro equipo, de debutar hace 20 años con nuestro programa en la Cadena Ser”, recordaba.

PUBLICIDAD

“Me la estoy jugando… Un programa de misterio y de cosas anexas a lo que tú haces, la Ser, la más prestigiosa…”, le dijo Iker al ahora presentador de ‘Al rojo vivo’ según él mismo recuerda. Y es que en aquella época, poner en marcha un programa como ‘Milenio 3’ era “una enorme responsabilidad”.

“La llegada a la Ser era importantísima porque si no hubiera habido Ser no hubiera habido Cuarto Milenio“, explicaba y rememorando que en un principio solo iba a ser un programa de verano que se mantuvo 13 años en antena.

PUBLICIDAD

La comprometida llamada de Ferreras en su debut en la SER

Pero la llamada que siempre recordará Iker Jiménez fue la que recibió cuando estaba a punto de comenzar el programa. “Era Ferreras. También llamarme a las 10… Esto es muy de Antonio”, bromeaba Iker antes de relatar cómo fue todo. “Iker, te estoy oyendo y todos los directivos de la cadena te estamos oyendo, no me dejes mal“, le advirtió Ferreras aquella noche.

Sobre el primer programa de ‘Milenio 3’, Iker siempre tendrá en el recuerdo lo catastrófico que fue todo. “Los que conserven el programa del 1 de junio de 2003, verán que la sintonía no acaba y que yo tenía la voz temblorosa”, asegura. “De repente, vi a mi mujer con cara de zombie y al técnico que me dijo: se ha borrado todo”, recuerda sobre cómo se borró todo el material que iban a emitir.

No sé cómo salimos adelante. No sé como salimos vivos. Tampoco sé cómo se borró esa cinta, pero no quiero ser mal pensado”, añadía entre bromas.

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD