PUBLICIDAD
Actualidad

La estremecedora confesión de Oriana Marzoli en ‘Viva La Vida’ que cambia su imagen

Oriana Marzoli ha participado en la “escalera de las emociones” de ‘Viva La Vida’ en las que ha podido revivir momentos relacionados con la culpa y el amor.

Una de las invitadas del programa ‘Viva la vida‘ durante la tarde de ayer fue Oriana Marzoli. La joven acudió al programa para participar en la conocida como “escalera de las emociones”. En ella, cada invitado expone recuerdos y momentos vividos que tengan relación con el amor, la culpa, la decepción o la mentira. Las respuestas de la venezolana han sorprendido a todos, sobre todo, un duro testimonio relacionado con el amor.

PUBLICIDAD

Cuando ha sido preguntada por el amor, Oriana Marzoli ha revivido un episodio que le marcó en su vida especialmente. Asimismo, la joven se ha mostrado débil y sensible a la hora de tratarlo ya que, tal como ella desvela, no lo ha superado. Con lágrimas en los ojos, la joven ha contado cómo se encontró en la cama de su pareja ropa interior que no era suya. Sobre dicho momento, Oriana ha comentado: “La gente no sabe mucho de esa historia. Yo no lo hablaba en público”.

Conforme se iba soltando, Oriana ha ido dando más información al respecto: “Un día le hice la cama y me encontré unas bragas. Un tanga, literal, debajo de la almohada. Me dijo que habían sido sus amigos para hacerle una broma. Yo era tan tonta… me ponía a llorar. Y si lo pienso, ya lloro… No puedo hablar de ese tema”.

PUBLICIDAD

En ese momento, Oriana ha roto a llorar y Toñi ha intentado consolarla recordando cómo la conoció. “Me conociste en mi peor momento sentimental. Yo quería ayudarle a salir del pozo. Varias parejas mías han tenido problemas personales y yo he querido ayudarlo. No puedo pasar por ahí”, ha recordado la extronista.

Además, narró las posibles secuelas que le dejó dicha relación: “Yo no creo que no me quisiera, tenía problemas. Demasiadas cosas… Yo quería ayudarlo pero era una lucha perdida. Luego me veis siempre arreglada, maquillada, pero me hizo sentir muy poca cosa. Por su culpa tuvo un problema de autoestima baja”.

PUBLICIDAD

Una vez superado el escalón del amor, la joven se ha enfrentado a la culpa. Oriana se ha mostrado culpable del polémico comportamiento que adoptó en ciertos momentos de su vida. Oriana ha asegurado que tanto su padre como su actual pareja, Iván González, le dan consejos para saber comportarse ya que, tal y como ella misma reconoce, son sus formas las que le pierden.

A pesar de ello, la polémica concursante de realities ha subrayado: “Con Rafa Mora me ha pasado. A ver, me siento culpable porque con mis padres he sido muy rebelde sobre todo en contestaciones. Me arrepiento mucho. Fui agresiva verbalmente, de los 16 a los 18. Con el resto, no me siento mala persona como para tener un sentimiento de culpa. Yo me meto con la gente cuando la gente se mete conmigo. Soy acción-reacción”.

Por último, la joven ha tratado sus orígenes con el fin de conectar más con la audiencia. Sobre su familia y su situación antes de ser conocida, ha revelado: “Nací en Venezuela, soy hija de Cristina y Carlos. En Venezuela mis padres son abogados los dos. Mi madre no trabaja ahora en España, mi padre sí. Había que homologar el título de abogados… Soy hija única. Mi madre dice que fui concebida en un sitio mágico. Es muy fuerte porque ella dice que estoy llena de magia por ese sitio”.

Más tarde, la joven no ha tenido pudor en reconocer lo caprichosa que llegó a ser cuando era niña. “Sí que es cierto, sobre todo en Venezuela, mis padres tenían buena situación económica. Siempre fui la muñeca de mi mamá. Lo que quería, lo tenía”, han sido las palabras de la venezolana.

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD