PUBLICIDAD
Actualidad

Sonsoles Ónega apercibe en ‘Ya es mediodía’ a su reportera por lo que ocurre en la conexión

Sonsoles Ónega advirtió a su reportera Inma Rivas por no respetar las distancias de seguridad social en una conexión con Simancas.

“El monstruo de Simancas” le llaman y obedece al avistamiento de un cocodrilo de grandes dimensiones en esta localidad vallisoletana. En concreto, en la confluencia del río Duero y el Pisuerga. Un hecho que ha levantado expectación entre los medios, como es el caso de ‘Ya es mediodía’, el programa de Sonsoles Ónega, que hizo una conexión en directo.

PUBLICIDAD

Si bien, su paradero es una incógnita, pero lo cierto es que hay varios testimonios que coinciden en haberlo visto e incluso los propios agentes de la Guardia Civil. Agentes que en estos momentos se encuentran rastreando palmo a palmo la zona en busca del animal. Algunos apuntan a que podría estar letargado o adormecido por unas temperaturas en cierto modo atípicas.

En cualquier caso, entre los vecinos de este pueblo castellanoleones no cunde el pánico y se toman la anécdota concierto cachondeo. Es precisamente lo que se apreció a las puertas de uno de los bares donde se realizó esa conexión de ‘Ya es mediodía’.

PUBLICIDAD

En un momento determinado de la misma, Sonsoles Ónega apercibió a su reportera Inma Rivas por no estar respetándose las distancias de seguridad indicadas entre los vecinos. “Estamos ya probando la nueva normalidad del metro y medio, y los vecinos de Simancas y tú mismas estáis ahí arrejuntados”, decía la presentadora.

Algo similar a lo que ya ocurrió a finales de marzo, en plena pandemia, con otro compañero. En este caso fue Luis Navarro el que se llevó el tirón de orejas. Y es que acercaba demasiado el micro a la gente en sus conexiones.

PUBLICIDAD
Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD