PUBLICIDAD
EntrevistasPortada

Francesca Piñón, Angustias en ‘El Ministerio del Tiempo’: “Tendremos lágrimas en el último capítulo”

Charlamos con la actriz de ‘El Ministerio del Tiempo’ antes de la emisión del final de la cuarta temporada de la serie.

Instagram puede ser como una “puerta del tiempo” de ‘El Ministerio del Tiempo’ que te puede transportar a otras épocas y momentos a través de sus fotos. También, como red social que es, sirve para poder conectar a diferentes personas aunque las separen varios kilómetros.

PUBLICIDAD

Aprovechando la reciente incorporación de Francesca Piñon, Angustias en ‘El Ministerio del Tiempo’, a Instagram y con la ayuda de Juan Gea, Ernesto en la serie, y Pablo Lara, guionista y productor transmedia de la serie, conseguimos entrevistarla para conocer sus sensaciones previas a la emisión del final de temporada de ‘El Ministerio del Tiempo’, serie de la que todavía se desconoce cuál va a ser su futuro.

¿Qué nos puedes adelantar del final de temporada?

PUBLICIDAD

No sé si es porque es el último capítulo pero, aparte de las sorpresas que vais a tener, también tendremos lágrimas. Para mí va a ser muy triste verlo como espectadora.

¿Hay esperanzas de una quinta temporada?

PUBLICIDAD

Yo no sé nada, nadie lo sabe. Ya sabes con ‘El Ministerio’ lo que pasa, que podemos tardar a veces dos años…. Hombre, seríamos súper felices. Tienen que escribir guiones… Esto no es algo rápido. La serie puede durar eternamente pero nosotros no podemos hacer mucho, ni Javier Olivares (uno de los dos creadores de la serie) ni nadie.

Todos tenemos ganas de continuar, sabemos que es una serie muy difícil y bueno algún día tendría que llegar un final… Pero pienso que todavía es pronto, que podríamos continuar un poquito más.

El anuncio de la renovación por una cuarta temporada llegó un 28 de diciembre de 2018, que parecía una inocentada, ¿cómo lo recibió el equipo de la serie?

Con mucha alegría. Intentando ajustar agendas porque siempre nos pilla desprevenidos pero todos tenemos siempre tantas ganas de volver al ‘Ministerio’ que hacemos lo imposible. Está el caso de Aura Garrido o Rodolfo Sancho que costaba porque ya tenían compromisos pero a la que podemos todos “nos lo arreglamos” para volver.

«Javier Olivares ha sido muy generoso con su historia y todos sentimos que el proyecto es un poco nuestro»

angustias

¿Cómo es trabajar tras cuatro temporadas con el equipo de la serie?

Somos ya como una familia. Son muchos años y ya empezamos a conocernos bien y nos tenemos mucho cariño todos. Esto también ha sido gracias a Javier Olivares que te hace estar muy implicado en la historia, ha sido muy generoso con su historia y todos sentimos que el proyecto es un poco nuestro. 

¿Cúal es la temporada que más te ha gustado rodar?

Te gusta rodar la que estás rodando en el momento, me han gustado todas. La primera fue maravillosa porque era la novedad, después la segunda porque ya empezabas a conocer el funcionamiento, la tercera y esta última la verdad es que ha sido muy espectacular. Todas muy diferentes, ha evolucionado mucho ‘El Ministerio’. Esta última ha sido muy interesante porque hemos podido trabajar con directores diferentes.

Además esta temporada ‘El Ministerio del Tiempo’ ha cambiado de ubicación… 

Sí, era el antiguo edificio de los archivos de Televisión Española, escenario natural, digamos (risas). No es tan cómodo como plató pero es más impresionante en pantalla, supongo.

¿Es importante que una serie como ‘El Ministerio del Tiempo’ esté en la televisión pública española?

Por supuesto. Pienso que es la mejor plataforma, una televisión pública para este tipo de programas más culturales. Muchos profesores ponen capítulos de ‘El Ministerio’, dicen que los chavales se aprenden mejor la historia. Es muy importante que haya este tipo de programas y de series. La cultura es el motor de la humanidad.

Hemos echado en falta un poco más de protagonismo de Angustias en esta temporada…

Esta temporada ha sido más corta, la duración también, somos más personajes, hay que repartir el protagonismo… esto va como va. Yo estoy contenta porque aunque sea un poquito, es estar ahí y a Angustias también le gusta mucho escuchar. 

Aún así hemos tenido grandes momentos de Angustias, ¿con qué momentos de tu personaje te quedas de esta temporada?

Así como anécdota, cuando se incendia ‘El Ministerio’. Fue un día fatal porque hacía mucho frío. Yo tenía un frío horroroso, se me congelaron los pies y lo pasé muy mal, pero me dijeron “no, ha quedado perfecto, precioso, está muy bien el capítulo y esa escena”. 

Momentos emotivos, el capítulo con Jaime Blanch (Salvador), cuando era el cumpleaños. Ahí nos emocionamos todos, lloramos todos. También el reencuentro con directores como Koldo Serra y Jorge Dorado que les tengo muchísimo cariño. Como ellos habían estado en otras temporadas me hizo mucha ilusión el reencuentro.

¿Qué es lo que tiene la serie que ha conseguido que se forme un grupo de fans, “los ministéricos”, entorno a la serie?

También es gracias a Pablo Lara, que ha hecho mucho por crear este fenómeno, ha sido muy cercano a la gente y nos ha hecho que nosotros también seamos muy cercanos a la gente. También Javier Olivares es muy cercano, está en las redes, contesta a la gente…

Han venido muchos “ministéricos” al rodaje, los hemos conocido, nos vienen a ver al teatro… Hay un acercamiento, yo no diría como fans, más como unas personas a las que les gusta el trabajo, la serie y nos ha cogido mucho cariño y nosotros también, la verdad.

Angustias tiene su club de fans propio…

Sí, los “Angustiers”. Desde aquí les mando un beso enorme para todos ellos.

Hablando de redes, han habido dos tomas falsas muy comentadas, que se han hecho virales, una es la del dibujito de Salvador…

Ahí sufrimos para rodar esa escena porque nos cogían unos ataques de risa imposibles. Esto es gracias a Jaime, que siempre nos hace reír mucho.

Y la otra, que comentaron tus compañeros Nacho Fresneda y Hugo Silva que fue muy difícil de grabar por la risa, que fue la de Velázquez que decía que su madre se había salvado por una “cagalera”…

Sí, en esa escena no estaba yo, fue muy comentada. La verdad es que hay varios momentos, son muchas horas y días y te relajas. También es gracias a la complicidad que tenemos. Cuando hay complicidad surge la risa.

¿Nos puedes contar alguna anécdota más que no conozcamos?

No me acuerdo muy bien, hace ya tiempo que hemos acabado… Lo que pasa es que a veces confundo porque no rodábamos cronológicamente como antes. Esta temporada rodábamos con segundas unidades, varios capítulos a la vez… entonces es más complicado acordarte. La escena en la que me reí mucho fue con el dibujito de Jaime.

En el último capítulo pudimos ver a Angustias enganchada al “reality histórico” de Fernando VII, ¿qué opinas de los reality shows?

Está bien que exista de todo. Yo a veces he visto alguno, los veo porque me gusta verlo todo pero hay algunos que los encuentros tan extremadamente ordinarios… que me cansa un poco. Hubo un principio de reality, yo me acuerdo del primer ‘Gran Hermano’ que sí que fue un descubrimiento, algo muy nuevo. Era un poco un estudio sociológico, lo que pasa es que después ya… El de ‘Supervivientes’ a veces también es divertido, que están en una isla… Hay algunos que me chirrían.

En otras temporadas pudimos ver capítulos donde tu personaje era el protagonista como en “Tiempo de verbena”, donde tuvisteis que salvar la “Verbena de la paloma”. Como actriz de teatro, ¿cómo fue subirse a las tablas para grabar una serie?

Muy diferente porque era un triple salto mortal. Era Angustias, que representaba a una diva de la zarzuela, que esta diva también era una intrusa. Fue muy divertido, nos reímos muchísimo. De todos los capítulos recuerdo algo bonito, lo que salvo de esta serie es la relación con los compañeros, es muy difícil crear estas familias. Ha sido muy bonito trabajar con ellos.

En la serie hacéis un poco de metainterpretación porque dais vida a personajes que luego se meten en la vida de otros personajes cuando van a otras épocas, ¿cómo se trabaja eso desde la perspectiva de una actriz?

Se trabaja como todo, no hay nada fácil. Cada uno tiene su técnica, es estar a favor del guión y escuchando a los compañeros. Lo de hacer saltos mortales y estas cosas a veces sale mejor otras peor, pero gracias a la ayuda del director que te apoya, un buen guión y los compañeros, pues sale. También la experiencia, si llevamos mucho tiempo pues hay veces que sale más fácil y otras no.

¿Llegaste a cantar realmente en ese capítulo?

Sí, cantamos todos allí. Yo canté un poco con el coro.

En “El monasterio del tiempo”, uno de los capítulos más cómicos de la serie, el mismísimo Napoleón se enamoró de ti, ¿cómo fue ponerse el hábito de monja para hacer de abadesa?

No sé por qué pero he hecho bastantes monjas de diferentes épocas. Yo estoy estupenda con hábito, me sienta muy bien (risas). Cuando me tocó en ‘El Ministerio’ no tuve ningún problema, soy una actriz que además le gusta mucho pasar calor trabajando.

¿A raíz de ese papel llegó tu participación en ‘Cuéntame cómo pasó’ como Sor Teresa?

El director de ‘Cuéntame’, Óscar Aibar, tenía ganas de que fuera a ‘Cuéntame’ a participar en algún capítulo, no se encontraba nunca el momento y pensó en mí para ese papel. Le dije “mira justamente hice de monja en ‘El Ministerio’”, pero bueno ya había pasado un tiempecillo.

También te hemos podido ver de jueza en ‘La que se avecina’, ¿qué casos tuviste que instruir en esa loca comunidad de vecinos?

Uy, esto fue hace mucho tiempo. Creo que fue un divorcio. También muy divertido, una gran serie.

Te pudimos ver con tu compañero de trabajo en ‘El Ministerio del Tiempo’, Jordi Hurtado, ya que fuiste al plató de ‘Saber y Ganar’, ¿cómo fue la experiencia?

Fue maravilloso. Esto fue Sergi Schaaff, el director del programa, que para celebrar unos programas quería que participara como bibliotecaria y me hizo una ilusión tremenda. Es un programa del que soy bastante fan, desde hace muchos años. Aparte la literatura, hablar de libros, que es otra de mis pasiones, me encantó.

No sé si viste a tus compañeros de serie, Hugo Silva y Cayetana Guillén Cuervo, que hicieron una pequeña visita virtual a la academia de ‘Operación Triunfo’. Noemí Galera dijo que te conocía personalmente, ¿de qué os conocéis?

De la vida. Soy muy amiga de Àngel Llàcer, del teatro, de aquí de Barcelona y hemos coincidido muchas veces con Noe y con Manu Guix. Yo soy muy fan de ‘Operación Triunfo’ además.

¿Quiénes eran tus favoritos de esta última edición?

Gerard, pero Nia es muy buena.

¿Has estado en la famosa terraza de Àngel Llàcer?

Claro, todos los años para la verbena de San Juan (risas).

¿Cuáles son tus proyectos actualmente?

Teníamos varios proyectos que yo no sé… Tenía ahora una cosa para el teatro Grec aquí en Barcelona pero lo hemos tenido que dejar para junio del año que viene. Un texto maravilloso de José María Miró, que lo dirige Lautaro Perotti, que estoy encantada, también con unos compañeros Albert Prat, Paula Blanco y Mar Rodríguez, unos actores estupendos… Lo haremos el año que viene, una pena porque me hacía mucha ilusión hacerlo ya. Una serie también que se ha pospuesto hasta primavera y, si Dios quiere o la pandemia o lo que sea, en octubre vuelvo a Madrid al Centro Dramático Nacional.

Yo ya empiezo a tener ganas de teatro o de televisión o de cine… ganas de trabajar. Estoy muy bien en casa leyendo, viendo series, películas… pero ahora ya ha pasado un tiempo, ya tengo ganas de volver. 

Una profesión que en ocasiones es difícil pero que es muy bonita, ¿no?

Pues sí, a mí me encanta ser otra persona, la verdad. Como esta vida, esta realidad que tenemos no me gusta mucho, pues me encanta refugiarme en otras vidas y hacer teatro, cine y televisión porque te evades de esta realidad. Vivir otras vidas es lo que más me ha apasionado y por eso me dedico a esto, para vivir otras vidas.

Puedes ver la entrevista completa en vídeo aquí.

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD