PUBLICIDAD
OpiniónPortada

Crítica de ‘Veneno’ 1×02: Un emocionante canto a la libertad

La serie de AtresPlayer Premium estrena su segundo episodio tres meses después debido a la pandemia. La espera ha merecido la pena

Casi 3 meses después del estreno del primer episodio, Atresplayer Premium estrena el segundo capítulo de la serie ‘Veneno’, la esperada ficción de los Javis basada en la vida de la vedette Cristina Ortiz, alias “La Veneno”.

PUBLICIDAD

La nueva entrega viene respaldada por el enorme éxito cosechado en el primer capítulo. ‘Veneno’ contó con el aplauso unánime de la crítica y del público, cosechando una gran oleada de suscriptores en la plataforma de Atresmedia sin precedentes.

Este segundo episodio llega tras el parón sufrido en las grabaciones de la serie debido al Estado de Alarma ocasionado por el Covid19, trastocando la planificación inicial de sus creadores y la estrategia de Atresmedia a la hora de lanzar la serie. Además, lo hace en plena semana del Orgullo LGTBI, lo que podría convertirse también en una forma de homenaje al colectivo.

PUBLICIDAD

Si en el primer capítulo vimos una introducción a la historia y cómo la veneno llega a ser colaboradora en el Mississippi, en esta segunda entrega viajamos a finales de los 60 y principios de los 70 para conocer de primera mano la infancia de la artista, una niñez dura debido a la mentalidad de la época y al continuo desprecio por parte de la sociedad, especialmente su madre.

Un viaje a la infancia

Conocemos la familia de José Antonio Ortiz, sus costumbres, sus amigos. Somos testigos del continuo rechazo por parte de su madre al experimentar comportamientos “no propio de hombres” como vestirse de mujer, sus gustos y costumbres, también la de su mejor amigo. Vemos cómo el sentimiento de sentirte alguien especial puede acabar en la soledad más amarga recibiendo únicamente el apoyo de una vecina que su madre la daba por censurada.

PUBLICIDAD

Un viaje a una infancia dolorosa pero luminosa a través de los diferentes recursos narrativos utilizados o, en otras palabras, embellecer un pasado oscuro contado a través de la voz en off de la protagonista. Y no sólo su infancia, también su adolescencia. Esta segunda parte nos descubre el momento en el que “Joselito” se da cuenta que es “especial” para los ojos de los demás, sus primeras relaciones, sus miedos, sus sueños y el despertar que le hace marcharse de casa con sólo 13 años.

Pura emoción

Los Javis lo han vuelto hacer. Han hecho una auténtica obra de arte. Un canto a la libertad, al respeto y a la vida que sobrecoge y emociona al espectador. El público se adentra en un mundo de injusticia, valentía y sentimientos que acaba explotando también en la trama de Valeria Vargas, autora de la biografía de Cristina.

Se analiza con dedicación la importancia del qué dirán, canalizado a través del papel de la madre y del pueblo en general a la vez del temor a la repercusión que pueda tener un simple encuentro no deseado y que hace que los rumores y las noticias vuelen sin control.

Brillante, emocionante, excepcional, cualquier adjetivo se queda corto para definir este segundo capítulo que adquiere una enorme fuerza sentimental. Destaca su capacidad empática y el cariño y respeto con el que se relatan los acontecimientos.

‘Veneno’ no cuenta la historia de la Veneno en sí, sino que va mucho más allá. Da más visibilidad al mundo trans, que habla de él sin tapujos y encuentra en su trama uno de los pilares principales en el que se fundamenta la libertad y el respeto: la tolerancia.

Un segundo capítulo dedicado a todos los adolescentes que se sienten atrapados y están temerosos por mostrarse al mundo tal como son, un canto a la libertad que refleja la cruda realidad y difícil infancia por la que pasó la Veneno, algo que, en menor medida, se pone de actualidad en estos días de orgullo LGTBI.

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD