PUBLICIDAD
El coco de Alejandra CastellóOpiniónPortada

‘La Isla de las Tentaciones’: El imprevisible final de todas las parejas, seis meses después

‘El ojo de Alejandra Castelló’: Crónica del final de ‘La Isla de las Tentaciones’, seis meses después.

La Isla de las Tentaciones‘, el programa revolución de la temporada, y me atrevo a decir, sin equivocarme, que del año, y de varios, ha llegado a su final y hemos visto qué ha sido de las parejas seis meses después, en su explosivo reencuentro.

PUBLICIDAD

‘La Isla de las Tentaciones’ ha sido un reality que nos ha devuelto la magia de la novedad, creando sin querer, un fenómeno televisivo del que hablaban todos en la calle: desde el panadero, el futbolista, el empresario y el taxista. No estabas al día si no habías visto lo último de «La isla», y los amigos han vuelto a reunirse (también aquellos que no solían ver este tipo de programas) para verla juntos y saber qué pasaba con estas parejas que tenían enganchadas a España entera.

Cuando digo que ha sido un fenómeno sin querer lo digo convencida. ‘La Isla de las Tentaciones’ se grabó hace más de medio año, un formato que se pensaba inicialmente para Cuatro, y que nadie sabía si iba a funcionar o no. Se eligió a una presentadora, conocida, que como cantante todo el mundo sabía que triunfaba sin límites, pero en el cargo de llevar un programa, nadie sabía lo que iba a pasar. Me consta que el presupuesto no era muy alto, ni para Mónica Naranjo, ni muchos menos para los anónimos que iban al programa a exponer sus vidas durante un mes.

PUBLICIDAD

He oído cifras, y me las creo, de que los concursantes han cobrado 1.000 euros por el mes que han estado allí. Eso sí, las vacaciones en el Caribe no se las ha quitado nadie. Aceptaron esas condiciones sin saber que eso iba a ser su trampolín a la fama (algunos para bien, algunos para no tan bien, como siempre). Y a todos les ha salido de fábula: Mónica ha estado simplemente estupenda, demostrándonos que ya podemos contar con ella como presentadora, y en cuanto a los concursantes… les ha tocado la lotería, les ha puesto en el mapa del mundo televisivo, y van a compensar ese supuesto millar de euros, con bolos, programas de TV, revistas, etc… Ni en sus mejores sueños.

Las claves de por qué nos han seducido estas parejas y sus tentaciones

Creo que una de las claves, sin duda, para que esto haya funcionado, ha sido programarlo en las dos cadenas (Telecinco y Cuatro) y no solo en la segunda, como se tenía pensado. Eso, y ponerlo en el prime time, lógicamente. No sé si alguien vio que tenían un material que valía oro, o fue más bien la necesidad de rellenar un hueco que dejaba GH VIP, y al no poder poner las galas previstas de GH DÚO por toda la polémica, esa fue la mejor opción. Y madre mía como funcionó.

PUBLICIDAD

Ha conseguido que el que parecía el gran reality de la cadena después de GH VIP, ‘El tiempo de descuento’ (si, estaba sacado de debajo de la manga, sin gracia, con prisa, con los mismos concursantes…) se haya quedado en nada e incluso nos haya decepcionado. Si no hubiéramos tenido la locura de “La Isla” seguramente la trama (otra vez) de Adara, Gianmarco… Estela y Kiko, nos hubiera atrapado mucho más.

¿Pero qué es exactamente lo que nos ha enganchado tanto de este formato? ¿Qué le diferencia? Para empezar, lógicamente, la novedad. Algo nuevo. Los realitys de Mediaset son maravilla pura… pero al final nos sabemos cómo funcionan de memoria: confesionario, nominaciones, expulsiones, abucheos… y en Supervivientes más de lo mismo: Pruebas, hambre, nominaciones y expulsiones. Y ambos con familiares en plató.

Pero de este reality no sabíamos nada; para empezar, ANÓNIMOS. ¡Cuánto tiempo! Parecía que ya no sabíamos ver realitys sin famosos, sin conocer su vida anterior y que el interés por ser quien es, sea ya lo más importante desde su inicio.

Y para continuar: casas separadas, parejas, solteros, hogueras, confrontaciones. Ni nominaciones ni expulsiones. Todo esto con unos concursantes que iban libres: por desconocimiento del medio, por no saber si esto funcionaria o no, y porque al estar grabado, y al no tener feedback del público, han actuado sin pensar en ningún momento, si lo que hacían estaría gustando o no.

Si juntamos todos estos factores, y les sumamos una edición con ritmo y enseñando solo los momentos interesantes, la combinación ha sido explosiva y perfecta. Creando audiencias que nadie esperaba y un fenómeno social como hacía tiempo que no ocurría: El «Estefaniaaaa» y todos sus trending topics posibles.

No podemos obviar que las parejas que han entrado eran carne de Mediaset totalmente: quien no se había conocido en ‘Mujeres y hombres’, se habían sentado en ‘First Dates’ y sino en ‘Gran Hermano’. Solo dos parecían que no eran de la casa: La pareja estrella, Cristopher y Fani, y la que ha acabado en matrimonio y ya incluso piensan en su primer hijo: Jose y Adelina.

No hay más imágenes: España de luto

¿Pero saben qué? No ha dado exactamente igual. Ha sido maravilloso. ¿Quién no ha sufrido con Cristopher viéndolo correr desesperado por la orilla del mar a oscuras intentando llegar a su amada, después de ver que tras siete años le era infiel? ¿Quién no ha alucinado con Estefanía (o ha gritado su nombre por la calle) cuando a los dos días se enrollaba con Rubén? Y para que engañarnos, ¿quién no se alegró un poquito cuando Rubén le dio calabazas?

Y que me decís de Andrea… ¿Quién no ha querido atravesar el televisor y darle una colleja cada vez que decía una de sus frases? ¿O quién no ha aplaudido a Ismael, siendo el más niño, a veces el más maduro?

¿Y hablando de aplausos, todos los aplausos que le hubiéramos dado en la cara, a veces, a Gonzalo? Y que me decís de Susana… ¿Quién no la hubiera votado para ganar si este concurso hubiera tenido ganador?

Carne fresca (y mucha carne es algunos casos) que nos han dado la vida. El final de hoy, no podía ser mejor. Ha estado a la altura del programa, cuando creíamos que no podía pasar más, ha pasado. Hemos vivido de todo: reproches, enfados, plantones al programa por parte de Gonzalo, que seis meses después sigue destrozado por la ruptura con Susana (eso sí, hay que decir que me creo totalmente su dolor y la carta que ha enviado al programa es preciosa).

Pero la guinda del pastel la ha vuelto a dar nuestra pareja estrella. Estefanía y Christofer. Después de unos reproches de Fani a Rubén, el soltero con el que tuvo su aventura, ha llegado el momento. Comentar, que lo de Ruben ya es injustificable. No creo que haya nadie en toda España que se crea a este muchacho. Ha vuelto a hacer lo mismo, después de seis meses sin ni siquiera un mensaje, se presenta en el programa (viva la tele y el dinero) para hacer su papelón. 

Pero vamos a lo que nos interesa, Estefania y Christofer. Parecía imposible, difícil de creer, aunque algunas revistas ya nos lo habían insinuado. ¡HAN VUELTO, SEÑORES! Después de todo han vuelto. Parece ser, según sus propias palabras, que Fani al volver a casa empezó a echar mucho de menos a Cris, mucho. Y aunque él fue muy reacio al principio, por todo el dolor pasado, al final acabaron volviendo. Estefania ha llegado a interrumpir a Mónica, para levantarse y pedir perdón publicamente a su, ahora de nuevo, amado. Y besos. Y emoción. Que han vuelto, están felices, y después de todo lo que hemos vivido con ellos, no podía acabar mejor. Al menos para mí, es el final perfecto, para un programa perfecto.

Un último consejo, disfruten mucho de estas últimas tramas, porque desgraciadamente, como la primera edición no habrá ninguna. ¡Lo sabemos, siempre pasa, es inevitable, pero oye… que nos quiten lo bailao!

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD