PUBLICIDAD
EspecialPortada

Estas son las claves para comprender el éxito de ‘Got Talent’

Fue en 2016 cuando Telecinco decidió rescatar ‘Tienes Talento’ y reconvertirlo en lo que hoy día conocemos como ‘Got Talent España’. Desde entonces, el formato sólo le ha dado buenos momentos a la cadena y ha sabido convertirse en un programa casi imprescindible en la parrilla.

El programa presentado por Santi Millán llegó a la parrilla en febrero de 2016 teniendo como jurado a Edurne, Eva Hache, Jorge Javier Vázquez y Jesús Vázquez. Estos dos últimos pasaban por primera vez de ser presentadores a jurados de un talent. A partir de la segunda edición, Jesús Vázquez abandonó el formato por otros compromisos laborales y le tomó el relevo Risto Mejide. Todo un acierto para el talent show, ya que el publicista es una cara reconocida en este tipo de formatos y es muy querido (o muy odiado) por los espectadores de ‘Operación Triunfo’. El papel que venia a cumplir Risto era el mismo que en los otros formatos, ser el malo de la película.

PUBLICIDAD

Tras dos temporadas exitosas, ambas con una media de más de 2,7 millones de espectadores, la tercera temporada del formato dio un considerable bajón en audiencias perdiendo a medio millón de espectadores de media y casi 3 puntos de share.

No obstante la confianza que Telecinco había puesto en ‘Got Talent’, le valió para verse renovado por una cuarta edición que llegaría en 2019. La productora del programa sabía que tenía que realizar muchos cambios en el formato para que le siguiese gustando al espectador y este no llegara a aburrirse del programa. Además de seguir gustando al espectador, la cuarta temporada del formato ha llegado con más fuerza que nunca. El programa ha sabido reinventarse, diferenciarse del resto de formatos y liderar en audiencias frente a sus competidores.

PUBLICIDAD

¿Qué es lo que hace tan diferente a ‘Got Talent’?

Desde 2016 a Got Talent le ha tocado convivir en pantalla con otros formatos del mismo estilo como podrían ser ‘La Voz’, ‘Factor X’, ‘Operación Triunfo’ o ‘Tú sí que sí’. Si bien en la primera temporada del formato, ‘Got Talent’ no parecía traernos algo muy distinto a lo que ya veíamos viendo en los talent shows españoles, poco a poco el formato supo encontrar su nicho y hacerse un hueco. En ‘Got Talent’ son muy conscientes de que su programa se encuentra en emisión en Telecinco, y el programa, por lo tanto, debe ser puro show. Es ahí donde se encuentra uno de los secretos de Got Talent: El show.

Fue a partir de la segunda edición cuando el programa empezó a adquirir identidad propia, el nombramiento de El Tekila como ganador de Got Talent 2 hizo que el formato cambiase de rumbo para siempre. El público había dejado claro que esperaba ver show en el formato de talentos, y es de este modo como ‘Got Talent’ supo diferenciarse del resto de talents. El clímax de esta búsqueda del show llegó en la cuarta edición del formato, donde parece que el programa ya conoce totalmente lo que el espectador espera ver cuando se sienta a verlo.

PUBLICIDAD

Un show muy distinto al que nos ofrecen otros programas de talentos. En este concurso no esperamos ver multitud de actuaciones de gente bailando o cantando. En ‘Got Talent España’ esperamos sorprendernos, emocionarnos, agitarnos y sobresaltarnos con cada actuación. El programa se torna en algo impredecible para el espectador. Prueba de esto son las últimas actuaciones vividas en las dos primeras semifinales del concurso.

En la primera semifinal, por ejemplo, el hombre que quería romper un record guinnes en fuerza tuvo que ser atendido por la UCI en pleno directo. En la segunda semifinal, todos los espectadores tuvimos el corazón en un puño mientras veíamos como un concursante empezó a convulsionar tras siete minutos de apnea.

Es a esto a lo que nos referimos cuando decimos que ‘Got Talent’ es puro show; un concurso donde puede pasar de todo y hace que se recupere la verdadera magia de la televisión. En un período donde las plataformas de vídeo bajo demanda están ganando tanto terreno a las televisiones, es importantísimo que una cadena de televisión cuente con este tipo de programas de entretenimiento que hace que el espectador conecte con el programa y acuda a visionarlo como si de un gran evento se tratase.

El jurado también forma parte de este concepto de show, el fichaje de Paz Padilla no ha hecho más que reforzarlo. La comedianta ha revolucionado el talent por completo, su forma de actuar tan impredecible e improvisada, ha enamorado a todos los espectadores del formato, que solo tienen elogios para la presentadora en redes sociales. Al fichaje de la gaditana hay que sumar el de Eva Isanta, la actriz que encarna al mítico personaje de La Cuqui en ‘La que se avecina’. Por su puesto no nos olvidamos de los dos veteranos, Edurne y Risto Mejide. Ambos han sabido entender perfectamente cual es su papel dentro del formato y lo desarrollan con gran soltura.

La cuarta edición de Got Talent acumula, por el momento, un gran 19,5% de cuota de pantalla y más de 2,2 millones de espectadores. Datos que le han servido al formato para ser renovado por una quinta temporada que se verá en 2020.

 

 

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD