PUBLICIDAD
Actualidad

La 2 vuelve a emitir una misa con un comentario homófobo de Reig Pla

El Obispo de Alcalá ha vuelto a protagonizar comentarios homófobos y racistas en la última misa del año que emitió La 2.

No es la primera vez y posiblemente no sea la última. La 2 emitía este fin de semana dentro de El Día del Señor, la misa de la Sagrada Familia en su última entrega del 2018 desde la Parroquia Nuestra Señora de San Fernando de Henares, con la presencia del polémico Obispo Monseñor de Alcalá, Juan Antonio Reig Pla, quien ya ha sido criticado en numerosas ocasiones por verter comentarios racistas y homófobos en sus misas emitidas en la televisión pública.

PUBLICIDAD

Y es que el párroco volvió a aprovechar la homilía para ofrecer su discurso lleno de comentarios en contra de los homosexuales y sus críticas hacia los anticonceptivos. «Negar la diferencia sexual y de la importancia de la familia es optar por una sociedad atomizada, de simples individuos«, manifestó Pla durante la misa, en la que insistió en la «unión amorosa del hombre y la mujer» como única verdad sagrada «por su índole natural«, al estar la institución pública «orientada a la procreación y educación de los hijos».

En ese mismo sentido, aseguró que «dos individuos no diferenciados sexualmente suman sus dos individualidades según sus deseos. Sin embargo, en la diferencia sexual hay una realidad indisponible más allá de los deseos individuales. La complementariedad sexual que da origen a la socialidad como riqueza de patrimonio de la humanidad y la procreación, que da origen a la sociedad y la enriquece con el don de sus hijos».

PUBLICIDAD

Por si fuera poco, también tuvo tiempo para mostrar su crítica hacia el uso de métodos anticonceptivos: «la malicia de la anticoncepción, que reduce la unión conyugal a los simples deseos de los cónyuges«.

Las políticas progresistas, ejemplo de «cultura de la muerte»

Pero eso no quedó ahí y el párroco también aprovechó para definir las políticas progresistas como «cultura de la muerte«: «Desgraciadamente España, después de un largo proceso secularizador que está rompiendo los vinculos con dios, con la tradición católica, con la familia y el propio cuerpo, ofrece en estos momentos un panorama que no garantiza el bien común de la sociedad», divulgó.

PUBLICIDAD

Y echó la culpa al aborto del envejecimiento demográfico de España. «Desde la primera ley de despenalización del embarazo, más de dos millones de españoles no han llegado a nacer». 

Y su último comentario polémico fue cuando hizo referencia a la violencia machista y tachó al multiculturalismo como el gran culpable: «la respuesta contra esta lacra no está en el debilitamiento de la familia ni menos todavía en el propiciado multiculturalismo«.

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD