AudienciasPortada

La crítica de la semana: El intercambio imperfecto

ANÁLISIS DE AUDIENCIAS | Semana del 19 al 25 de noviembrede 2018

PUBLICIDAD

El juego de sillas entre las presentadoras de Mediaset no era una inocentada, ya es una realidad. Tras las primeras semanas de intercambio la audiencia ha encajado mejor la nueva vida de Toñi entre músculos y extensiones.

El 28 de diciembre se adelantó este año cuando pudimos leer en los digitales que Emma García y Toñi Moreno iban a intercambiar sus posiciones. Dos programas emblemáticos de Cuatro y Telecinco sustituían a sus presentadoras como si fueran parte del decorado. Visto que ni ‘Viva la vida’ ni ‘Mujeres y hombres y viceversa’ funcionaban alguien pensó que la mejor solución para matar dos pájaros de un tiro era un cambio de cromos con la cadena de al lado. El programa de las tardes del fin de semana de Telecinco nunca gozó de una audiencia excelente pero tenía un público bastante fiel, mientras que los tronistas de Cuatro hacía tiempo que iban a la deriva.  ‘MYHYV’ lo podría presentar hasta Pilar Rubio pero en el caso de ‘Viva la vida’ el formato estaba muy asociado a la andaluza. Te puede gustar más, te puede gustar menos, pero Toñi es de esas presentadoras que impregnan los programas con su personalidad.

PUBLICIDAD

Toñi Moreno tiene un sello, una manera de hacer y de involucrarse en sus programas que a riesgo de resultar intensa es fiel a su propio estilo. Un estilo, que si bien es dudoso en su indumentaria, traspasa las fronteras de lo meramente televisivo hasta el punto tener una línea de zapatillas horrorosas con el grafismo de ‘Viva la vida’. Una prenda ideal que no puede faltar en el armario de cualquier mujer elegante y que seguro que hace las delicias de una diputada moderna como Dolors Montserrat. No sabemos si Toñi está muy satisfecha con el cambio, pero por lo menos lo parece. Se sienta en las escaleras de ‘MYHYV’mostrando la misma vitalidad y energía que cuando hacía ese programa lamentable de caridad pública en TVE. La andaluza es una vendedora de primera, sabe el público al que se dirige en cada ocasión y le da lo que necesita. No son datos para tirar cohetes, pero ‘Mujeres y hombres y viceversa’ muestra síntomas de mejora. El share del programa ha aumentado aproximadamente 4 décimas, no sabemos si por el efecto Moreno o por la entrada de un nuevo tronista.

Mucho peor le van las cosas a Emma García en una franja que se le ha resistido históricamente a Telecinco. Las sobremesas del fin de semana son ,y han sido siempre, un dolor de cabeza para Paolo Vasile, la hegemonía del multicine de Antena 3 en esas horas es incuestionable. La entrada de la presentadora de ‘A tu lado’ a las tardes de Telecinco no ha supuesto ni mucho menos un poco aire para la audiencia. Los datos de ‘Viva la vida’ son  peores de cómo los dejó Toñi, pero claro, si lo mejor que tenían para el estreno de la vasca era una entrevista encorsetada con la baronesa Thyssen… Emma en el directo se distrae, deja escapar las emociones sin explotarlas y pasas la tarde con ella sin ninguna sensación de que quiera meterse en tu casa. La presentadora transmite la misma emoción que la Siri del Iphone, se sabe el guión a la perfección pero no te abraza bajo la manta en el sofá de casa.

PUBLICIDAD
Y ADEMÁS:
Compartir:

Comentar

Tu correo electrónico no será mostrado. Los campos marcados con * son obligatorios.

PUBLICIDAD