PUBLICIDAD
Actualidad

El enfrentamiento de un concursante con Samantha incendia ‘Masterchef’

Jorge criticó a la jueza llamándola «huevo sin sal» y se enfrentó al resto antes de haber sido escogido como concursante.

Los fogones de ‘Masterchef’ se han vuelto a encender este domingo en TVE con el estreno de su sexta edición, la más dura hasta el momento. En la primera gala hemos asistido como cada año al casting final en el que 30 aspirantes competían para hacerse con los 15 delantales blancos que otorgaban la entrada al talent y en esa última fase de casting hemos asistido al enfrentamiento más duro entre un aspirante y el jurado.

PUBLICIDAD

Jorge, un joven estudiante de Periodismo, entraba en las cocinas de ‘Masterchef’ con una actitud muy mala para ser escogido y sin tener en cuenta que el jurado al que se estaba enfrentando es el que iba a decidir si pasaba o no. Nada más abrir la boca el aspirante aseguraba que su deseo era montar un catering, fue entonces cuando Samantha le dijo que entonces quería ser como ella, pero nada más lejos de la realidad pues el joven dejaba claro que la única juez del programa era la «peor» y la calificaba como «un huevo sin sal».

PUBLICIDAD

Samantha Vallejo-Nájera se enfadó con dicha definición y prefirió callarse y esperar a la valoración de su plato. Pero durante la prueba, la chef no pudo contenerse y mandó al aspirante que se callara porque no entendía por qué cantaba. «¿Qué estás haciendo? Aquí no se canta«, le espetó a Jorge, que éste lejos de amedrentarse le respondió que «uego si me preguntan cuál es la menos mejor… No entiendo por qué no me dejan hacer una cosa que realmente no molesta a nadie«.

Finalmente, llegó la valoración de su plato y cómo no podía ser de otra forma fue Samantha la primera en tomar la palabra. «Dejadme empezar a mí, me hace mucha ilusión«, decía la chef. «o me mires así que me matas, te lo prometo», dijo Jorge ante las caras que le ponía Vallejo-Nájera.

PUBLICIDAD

Jorge consigue el delantal blanco

Pese a su rifirrafe y a que no estaba muy convencida con su plato, Samantha decidió darle una oportunidad al joven. «Después de tanta historia, tanta cocina tradicional, tu plato se ha quedado en nada. Pero quiero verte en ‘MasterChef», le dijo la jueza.

Los que no tuvieron ningún reparo en sus valoraciones fueron Pepe y Jordi. «»Es posible que hayas perdido tu oportunidad, no por tus manos, sino por tu boca. No te voy a dar un sí por respeto a mi compañera Samantha«, afirmó el catalán.

De este modo, la decisión quedó en manos del chef más veterano. Pepe aseguró que compartía las palabras de Jordi y prefirió dejar su valoración para el final cuando hubieran cocinado todos los aspirantes. «No estoy dentro, no me van a coger. He metido la pata y ya no hay marcha atrás«, reconocía Jorge a cámara mientras esperaba la decisión definitiva.

Sin embargo, el joven se equivocaba pues finalmente conseguía el delantal blanco y se convertía en uno de los 15 concursantes oficiales de la sexta edición. «Te voy a decir una cosa. Quiero ver un cambio radical en tu comportamiento y en tu manera de tratarnos«, le pidió Samantha.

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD