PUBLICIDAD
Actualidad

DVP dancers, el mago Tomás y The Buccaneers, finalistas en la última semifinal de ‘Got Talent’

La última semifinal de ‘Got Talent 2018’ ha dejado boquiabertos a los espectadores. Con un nivel incluso superior al de las anteriores, la gala de ayer estaba destinada a repescar a concursantes que no habían tenido tanta suerte en sus anteriores actuaciones.

PUBLICIDAD

Para realizar esta gala especial, el jurado, formado por Jorge Javier Vázquez, Eva Hache, Edurne y Risto Mejide, volvió a reunirse para elegir qué candidatos que no tuvieron tanta suerte en el pasado volvían a tener una nueva oportunidad. Los concursantes estarían divididos en dos grupos: concursantes que no tuvieron la oportunidad de pasar a la semifinal y concursantes que, pese a lograr llegar a semifinales, no pudieron clasificarse. El más votado de cada grupo por la audiencia y el favorito del jurado del segundo equipo serían los afortunados de optar al premio de la final del programa, que se emitirá, salvo cambios, el próximo miércoles.

DVP Dancers, único grupo de la primera tanda en clasificarse.

PUBLICIDAD

La primera en actuar fue Ariadna Redondo. La cantante, con su aparato de mezclas, se llevó el botón rojo de Risto Mejide, aunque finalmente consiguió sorprender al más duro de los jueces, quien acabó felicitándola por su talento. Ariadna no fue la única de este grupo en cantar. A ella se unió Evryzin, que, junto a su “máquina aleatoria de elección de artistas” (nótese la ironía) desató las risas del público gracias a sus imitaciones de Raphael y Mónica Naranjo. No fue una buena transición para Jorge Javier Vázquez, que adora el humor, pero odia las actuaciones que conllevan un dolor físico. Y es que, tras la imitadora, llegó el turno del faquir Álex Blakan, que se colgó, con pinchos en la espalda, durante unos minutos a varios metros de altura. Dos equipos de baile se unieron a esta tanda: Domingo y su alumno Marc, con una actuación que jugaba con los efectos visuales, y las jovencísimas DVP dancers. Finalmente, fue el grupo  infantil quienes, con su número de Broadway, consiguieron la aprobación de la audiencia, convirtiéndose en las primeras finalistas de la noche.

Joni Ramos, al piano, en la semifinal de Got Talent.

PUBLICIDAD

La segunda tanda, algo más numerosa, englobó todo tipo de actuaciones. Entre ellos, los bailarines de kizomba Nuno y Naglya. El dúo, que ya estuvo a punto de llevarse el botón dorado del jurado en su semifinal, tampoco tuvo suerte esta vez y no consiguieron clasificarse pese al impecable talento que volvieron a demostrar. Por su parte, Joni Ramos volvió a cambiar de registro y optó por una balada creada por él mismo y dedicada a su padre, ya fallecido, consiguiendo emocionar a Risto Mejide: “no se donde está tu padre, pero esté donde esté, estará muy contento de ver a su hijo y muy orgulloso de ver lo que has hecho esta noche”. Con estas palabras, Risto emocionó al propio Joni, que se declaraba más tranquilo respecto a su semifinal anterior.

El mago Tomás volvió a hacer de las suyas en la gala de repesca.

Tras Ramos tocó el turno del mago Tomás, que volvió a mezclar su característica forma de dirigirse al jurado con sus trucos de cartas: “¿nos vas a volver a vacilar?” — preguntaba Risto — “¿lo dudabas?”, contestaba el joven provocando las carcajadas de los presentes. Las risas continuaron con el movimiento de manos de Jorge Javier al barajar una ‘baraja invisible’: “me da vergüenza” — decía el presentador, que añadía al finalizar el acto: “mientras estaba viendo la actuación de Tomás Sanjuan, únicamente podía pensar que este chico no puede no estar en la final”. No fue el único mago de la noche, pues Shado realizaría minutos más tarde un número de mentalismo que dejó un sabor agridulce que se intensificó cuando, en una demostración de que podía saber con los ojos tapados qué tenía Edurne en sus manos, se vio cómo su asistente le daba rápidamente a Edurne unas gafas, antes de que lo “adivinase”, ya que la cantante solo tenía en ese momento la funda en la que se guardaban.

El espectacular número de The Buccaneers no terminó de gustar a Risto Mejide.

Llegó el turno de The Buccaneers, no sin polémica de por medio. El grupo de acrobacias no estuvo de acuerdo con la crítica de Risto Mejide y no tuvieron pelos en la lengua para hacérselo saber: “creo que desde el primer momento con nosotros te has equivocado, porque has sido el juez que siempre ha pedido que cada actuación vaya a más. Nosotros te lo hemos dado y tú nos has negado. Creo que no has tenido criterio, intentas minimizar nuestro trabajo”.

A los ya descritos se les unieron otras actuaciones como las gimnastas de CGR Quart de Poblet, el guitarrista Víctor Santos y el pase de oro de Risto Mejide, Cristian y Soulé. Finalmente, el público eligió al mago Tomás como finalista directo, y solo quedaba una plaza libre que dependía del jurado. Pese a la negativa inicial de Risto, finalmente aceptó la decisión del resto y él mismo fue el encargado de anunciar la clasificación de The Buccaneers, zanjando los reproches con un abrazo entre el miembro del jurado y los tres concursantes.

Con ellos ya son 15 los finalistas de ‘Got Talent’ que lucharán el próximo miércoles por hacerse con el premio de 25.000 euros y un coche en una final en la que cualquiera puede ganar.

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD