PUBLICIDAD
OpiniónSeries

‘Seven Seconds’, la última joya de Netflix sobre el drama racial

El último estreno de Netflix ha sido la serie ‘Seven Seconds’, un drama que ha creado controversias ya que trata un tema de actualidad en los Estados Unidos: el racismo.

La serie comienza con el atropello accidental de un policía blanco a un niño negro. El agente contacta con sus compañeros y deciden cubrirle ya que al ser un blanco que ha atropellado a un negro, todo el mundo le echaría la culpa.

PUBLICIDAD

Actores como David Lyones, Regina King o Beau Knapp forman parte de esta serie creada por Veena Sud, quién ha hecho que las autoridades de la ciudad de Jersey, donde se desarrolla la serie, digan que es una ‘exageración’. La realidad es que esa ciudad es uno de los lugares donde más conflictos raciales hay y que desde que Trump llegó a la Casa Blanca, no han parado de aumentar.

Además de tener una trama bien desarrollada, el elenco de personajes está construido de una manera clara y directa. La madre del joven atropellado pasa de ser una simple profesora de instituto a una guerrera de la justicia norteamericana. El agente involucrado en la muerte acaba siendo racista por todos los malos momentos que está pasando. Los creadores de la serie consiguen que los personajes salgan por el lugar menos esperado y realmente no sepas qué va a hacer la justicia.

PUBLICIDAD

Netflix no ha podido estrenar esta serie en un mejor momento ya que gracias a ella, se ha vuelto a reabrir el debate de si esto sigue siendo realidad o ficción. El año pasado en los Estados Unidos, los grupos racistas aumentaron un 4% y los casos de policías blancos deteniendo a ciudadanos negros sin razón alguna,  aumentan a diario.

Las autoridades estadounidenses siguen sin hacer declaraciones al respecto pero si esta serie ha logrado algo es que los agentes de Jersey se hayan pronunciado. Esto no suele ser habitual así que se podría decir que algo de realidad debe de haber en la serie.

PUBLICIDAD

En definitiva, ‘Seven Seconds’ consigue transmitir el racismo a través de la pantalla de una manera en la que el espectador pueda reflexionar si es racista y pueda ponerse en los pies de los protagonistas.

Otro aspecto positivo es que como nunca sabes el desenlace de las tramas, es fácil cambiar de punto de vista y posicionarte al lado de un personaje con el que no estabas de acuerdo al principio.

Gracias a toda esta repercusión, Netflix ha anunciado que está entre sus planes hacer una segunda temporada pero hasta el momento no ha confirmado nada.

¡Esperamos que te hayamos ayudado a engancharte a otra nueva serie!

Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD