AudienciasPortada

La crítica de la semana: Hay vida más allá del fútbol

ANÁLISIS DE AUDIENCIAS | Semana del 5 al 11 de febrero de 2018

PUBLICIDAD

Las cadenas de televisión han pecado en muchas ocasiones de exceso de confianza con la retransmisión de eventos deportivos. El fútbol siempre deja buenos resultados de audiencia a corto plazo, pero no supone en ningún caso un gancho para fidelizar a los espectadores.

Telecinco empezaba 2018 con más dudas que certezas,  y al no vislumbrar un invierno muy prometedor se descantó por el camino fácil comprando los derechos de la Copa del Rey. A falta de un reality para levantar audiencias, la cadena tiró de chequera para invertir parte de su capital en uno de los pocos valores seguros que existe en televisión. La mayoría de estos encuentros funcionaron notablemente pero no sirvieron para reflotar otros espacios de la cadena. Esta semana se emitieron las dos semifinales con buenos resultados pero en ningún caso con audiencias desorbitadas como se le presuponen al deporte rey. El miércoles el Sevilla – Leganés se quedaba en un discreto 14,6% de share y el jueves el Valencia – Barcelona se conformaba con un buen 23,1% de share. Los datos en sí son notables pero escasos, teniendo en cuenta que la competición no tiene continuidad alguna y que los formatos que se emitieron a continuación no se beneficiaron en absoluto del arrastre del fútbol: la película emitida el miércoles marcaba un nefasto 5,8% de share y al día siguiente el programa de Carlos Sobera no llegaba al 10% tras la victoria del Barça.

PUBLICIDAD

A la espera de que llegue la Champions en Antena 3 se han puesto las pilas y ya han mostrado sus cartas en lo que entretenimiento invernal se refiere. Tras impregnar sus noches de cine americano durante todo el mes de enero, esta semana estrenaron una de sus grandes apuestas de la temporada. El martes el público recibió con los brazos abiertos a su ‘Cuerpo de élite’, más de cuatro millones de espectadores y un demoledor 24,6% de share coronaron su estreno como el mejor de lo que va de año. Lejos de reproducir los patrones bobalicones habituales de las comedias españolas, la serie rompe con lo zafio para ofrecer una propuesta ágil y con guiños de actualidad no aptos para todos los públicos. Le falta algo de incorrección y un tono más adulto, pero no aburre, gracias a un ritmo endiablado y a unas interpretaciones solventes con Cristina Castaño al frente. Tras los buenos datos del estreno, Antena 3 ha movido ficha desplazando a LaSexta un partido mediocre de la Champions del que tiene los derechos el martes que viene, asegurando que el tándem ‘Hormiguero’ + ‘Cuerpo de élite’ se consolide en la noche.

Una de las grandes beneficiadas por la emisión de la Copa del Rey en la noche del jueves fue la incansable ‘Cuéntame cómo pasó’. Si el año pasado sufría para llegar al 15% de share en sus primeros capítulos contra ‘Gran Hermano Vip’, este año las cosas le van mucho mejor al situar las dos emisiones hasta la fecha alrededor del 18%. Hay muchos elementos emocionales que a uno se le escapan para valorar el éxito de una serie que lleva 19 temporadas en antena. Hay algo mucho más allá de las tramas, interpretaciones o guiones que hace que el público sienta a los Álcantara como a unos parientes cercanos que viven al otro lado de la pantalla. Más allá de este componente folclórico, la ficción de La1 ha sabido adaptarse a los tiempos manteniendo la esencia que la caracteriza. La continuidad de un gran reparto, el cuidado de las localizaciones y la simbiosis entre repaso histórico y tramas son las piezas clave de un esqueleto que no solo se sustenta gracias el apego del espectador con la familia más longeva de la ficción española.

PUBLICIDAD
Y ADEMÁS:
Compartir:

Comentar

Tu correo electrónico no será mostrado. Los campos marcados con * son obligatorios.

PUBLICIDAD