EspecialPortada

10 series que marcaron y refrescaron nuestros veranos

A punto de terminar agosto, llega el momento de recordar esas series que consiguieron refrescar las aburridas mañanas de verano durante nuestra infancia y adolescencia.

PUBLICIDAD

En este especial hay cabida tanto para series nacionales como internacionales, así como a series de cualquier época, porque si algo bueno tiene que en verano las cadenas aprovechen para tirar de reposiciones, es el poder disfrutar de series estrenadas años (e incluso décadas) atrás. Obviamente faltan muchas series míticas, y además no solo hablaremos de series estrenadas y emitidas necesariamente en verano. Ya sabéis, en nuestra TDT la emisión de una serie puede darse en cualquier época del año.

Seguro que después de leer este especial irás corriendo a ver algún episodio de las míticas series de esta selección.

El príncipe de Bel-air

Quizás una de las series americanas con más reposiciones a sus espaldas. Emitida por Antena 3 y posteriormente por Neox, esta serie protagonizada por Will Smith, contaba las aventuras de Will, un chico de clase baja de Philadelphia que se ve obligado a mudarse con sus tíos a un barrio rico. Mítica ficción con una aún más mítica intro.

PUBLICIDAD

Xena, la princesa guerrera

De finales de los 90, esta serie ambientada en la Antigua Grecia, es considerada de culto. Protagonizada por Xena, una guerrera que luchaba contra las injusticias de la época. Aunque ahora nos pueda parecer cutre, no podemos mentir, de pequeños nos fascinaba.

Cosas de casa

Otra de las míticas de los 90 y también emitida por Antena 3, ‘Cosas de casa’ – o “la serie de Steve Urkel” – fue una sitcom americana protagonizada por los Winslow, una familia afroamericana que tenía que lidiar con su molesto vecino, personaje que terminaría siendo el más recordado de la comedia.

Pesadillas

Serie que odiábamos y amábamos a partes iguales. “Temblad muchachos, temblad, qué miedo vais a pasar” era el lema de esta clásica apuesta en la que cada capítulo contaba una historia terrorífica distinta. Fue emitida por Antena 3.

Yo soy Bea

Pero no solo de series americanas vivía la parrilla televisiva en verano. En julio de 2006 se estrenó en Telecinco ‘Yo soy Bea’, adaptación española de la archiconocida ‘Yo soy Betty, la fea’. Ya desde su estreno la serie se convirtió en un verdadero fenómeno para Telecinco, llegando a marcar cada día audiencias de más de 3 millones de espectadores y el 30% de share.

SMS (Sin miedo a soñar)

Emitida entre los años 2006 y 2007 y estrenada en verano, fue la primera serie nacional emitida por la recién nacida La Sexta. Esta serie, además de servir como cantera de actores que hoy en día son estrellas de nuestra televisión, reavivó el gusto por las series adolescentes.

The O.C

Otra serie de corte adolescente pero esta vez estadounidense. Emitida por La 1 y posteriormente por Clan, aborda la vida de Ryan Atwood, un adolescente de 16 años de clase baja que es acogido por su abogado de oficio en la lujosa casa de Newport Beach en la que vive. Allí, junto a Marissa, Seth, y Summer, su nueva pandilla de amigos, descubrirá que las familias que gobiernan el Condado de Orange marcan tanto su territorio como las bandas callejeras de su antiguo barrio.

Heidi

Aunque muchos de nosotros no viviéramos su estreno, lo cierto es que este anime, gracias en parte a su calidad y sobretodo porque ha sido reemitida en multitud de ocasiones, es una serie que cualquier generación ha podido disfrutar. Fue emitida por primera vez en 1978, a través de TVE.

 

Zoey 101

Con Zoey y ese semejante campus deseábamos que acabara el verano para volver a clase, aunque  nuestro colegio no fuera ni la mitad de interesante que el de los protagonistas de esta serie de Nickelodeon, uno de los últimos fenómenos de nuestra generación, emitida por Antena 3 y Neox con grandes datos de audiencia.

H20

La serie de las sirenas logró refrescar durante varios años a varias generaciones. Cada mañana deseábamos viajar hasta la misteriosa isla de Mako y vivir lasa venturas de Emma, Cleo y Ricky. Lo cierto es que esta serie australiana es una de las de más calidad dentro de las series adolescentes de los últimos años y a día de hoy sigue siendo muy recordada.

Con la aparición de la TDT en el año 2005 y la fragmentación de los contenidos de las cadenas en sus diferentes cadenas temáticas, el concepto de serie de verano ha cambiado sustancialmente. Ahora, cada mañana hay decenas de canales con series de todo tipo, por lo que no se consigue el fenómeno que se conseguía anteriormente. Además, con las plataformas de VOD y el concepto de ‘maratonear’ series es complicado que surjan estos fenómenos seriéfilos que se daban hace unos años. Todo ello unido a que en los canales de TDT cada vez más dejan de apostar por nuevas series y se apuestan por contenidos enlatados, hacen que ahora los veranos sean muy diferentes a como los recordamos, al menos televisivamente hablando.

Compartir:

Comentar

Tu correo electrónico no será mostrado. Los campos marcados con * son obligatorios.