El Televisero

Mari Carmen, sin pelos en la lengua: "Tengo 4 puntos G"

Mari Carmen Torrecillas, tras salir de ‘Supervivientes’, arremete en la revista ‘Lecturas’ contra Mila Ximénez, y concede su entrevista más picante: “¿Quién dijo que el sexo era solo cosa de jóvenes?”

Se hizo famosa por intentar casar a su hijo en el programa de Cuatro ‘¿Quién quiere casarse con mi hijo?’, y ahora se ha convertido en una de las concursantes más carismáticas de ‘Supervivientes 2016’. La segunda expulsada del reality, nos muestra su lado más desconocido en una entrevista concedida a la revista ‘Lecturas’.

Mari Carmen no se muerde la lengua y lo tiene claro: Mila es la culpable de que esté en la calle, quién, según ella: “me ha hecho mucho daño y me ha hecho llorar. Pero no la tengo miedo” “Me dijo que no conocía mujer más noble que yo, pero luego se burlaba de mí”, dice con tristeza.

También tiene palabras nada amables para su otra enemiga en la isla, Carla, de la que dice que: “Solo quiere televisión, es muy lista, por eso va con Mila. Me ha jodido a tope“.

Sin embargo, tiene palabras bonitas para sus dos grandes apoyos en la isla, Suso y Jorge: “son los más bonitos. Quiero que gane uno de ellos”. También tiene buenas palabras para una de las protagonistas de esta edición, Dulce, de quien dice que es: “buenísima, es mi amiga. Pobrecita, necesita cariño. Isa adora a Dulce, es como su madre y nunca la va a abandonar”.

Mari Carmen: “Cuando volví de la isla a mi marido le dejé seco”


Sin lugar a dudas, la parte de la entrevista donde Mari Carmen más nos sorprende es cuando se abre a hablar sobre sexo sin tapujos. Sobre si ha echado de menos a su marido, lo tiene claro: “No para que me defendiera, sino para el sexo. Aunque con la menopausia apetece menos”.

Atención a cómo ha solventado la superviviente la ausencia de sexo en la isla: “Me iba detrás de un árbol y yo misma me consolaba. Tengo cuatro puntos G, es lo mejor que Dios inventó. Sé donde tengo que tocarme ¿Para qué quiero a mi marido?“- Se pregunta con guasa.

Mari Carmen dice estar muy enamorada de su marido, con quien lleva 38 años y con quien comparte trabajo en el campo: “A veces en el trabajo le echo mano a la bragueta. Cuando volví de la isla a mi marido lo dejé seco, hasta desmayado“, cuenta sin pudor.


Pese a su éxito actual, dice que esta feliz trabajando en el campo: “gano mis 1.500 euros y mi marido también”, y no está segura de querer seguir en la tele: “Si voy a ganar lo mismo que en un mes trabajando al aire libre no sé si me compensa. Al aire libre me da el sol, mi cuerpo coge vitamina C y cuando me cae la lluvia mus huesos se fortalecen”.

Para finalizar, Mari Carmen se define así: “Soy una señora rural, pero nada cateta. Tengo mi graduado escolar. He echo cursos por correspondencia de psicología y también de peluquería. Soy de campo pero me pongo un vestido, voy a misa y comulgo con la más fina. Si voy a un hotel sé tronchar un langostino como tú”.
Compartir:

Comentar

Tu correo electrónico no será mostrado. Los campos marcados con * son obligatorios.