PUBLICIDAD
El Televisero

EXCLUSIVA | Eduardo Casanova y Usun Yoon se dan de baja en la nueva temporada de 'Gym Tony'

PUBLICIDAD
El gimnasio más famoso de la televisión tendrá dos nuevas bajas durante el próximo curso. Según ha conocido en exclusiva El Televisero, Usun Yoon y Eduardo Casanova no aparecerán en la tercera temporada de la serie ‘Gym Tony’, que estrena su tercera temporada este miércoles 26 en Cuatro a las 21:30 horas.
La actriz surcoreana llevaba desde los inicios como una de las protagonistas de la tira cómica de Cuatro. Usun Yoon interpretaba a Shiroko, la monitora del gimnasio, especializada en yoga, tai-chi y aikido y eterna enamorada de Maxi, el personaje interpretado por Tomas Pozzi. Por su parte, la estancia de Eduardo Casanova en la ficción ha sido más pasajera, puesto que se incorporó en febrero de 2015 como refuerzo tras la marcha de Antonia San Juan. El actor daba vida a Chencho, un niño de papá, inocente y optimista, que sueña con ser un chico rebelde y dejar atrás al pijo que vive en él.

Las novedades de la nueva temporada de ‘Gym Tony’

No obstante, la serie producida por La Competencia ha incorporado a nuevos personajes en su tercera temporada, con nuevos decorados que supondrán una renovación estética del gimnasio del liante y chanchullero Tony (Iván Massagué).

Entre las incorporaciones, los actores Iñaki Miramón (‘Con el culo al aire’), David Fernández (‘Buenafuente’), Pablo Carbonell (‘Caiga quien caiga’), Adam Jeziersky (‘Física o química’), Cristina Alcázar (‘Cuéntame cómo pasó’), Javi Coll (‘Doctor Mateo’), María Alfonsa Rosso (‘Rec 4’) Rodrigo Poisón (‘Sin tetas no hay paraíso’), María Hervás (‘Aquí paz y después gloria’), Sara Gómez (‘Tierra de Lobos’) y Max Marieges (‘Crackovia’)

PUBLICIDAD
Iñaki Miramón interpretará a Perico, un cincuentón optimista que afronta su recién adquirida soltería como una segunda juventud y que ve en los socios de “Gym Tony” la oportunidad perfecta para formar su nueva pandilla de amigos. 
David Fernández llegará al gimnasio de la mano de su mujer, Secundina (Pepa Rus). Dará vida a Evaristo, un hombre tan singular como su esposa que acaba de abrir un bar frente al centro deportivo. 
Además de las pulsaciones del aerobic, Pilar (Mar Abascal) y Vane (Miriam Cabeza) van a tener que lidiar con su corazón en otros términos, puesto que sus parejas sentimentales aterrizan en “Gym Tony”. Por un lado está Christian (Adam Jerziesky), el novio de Vane. Igual de poligonero que ella, se quieren y se ponen los cuernos a partes iguales. Una relación muy sana que ahora continuará entre clases de spinning y pesas. 
Por otro lado, para revolucionar la ya revolucionada vida de Pilar, regresa del exilio sentimental Julian (Javi Coll) su exmarido. La secretaria por la que abandonó a 
su mujer le ha plantado y ahora quiere volver al hogar familiar. Y entre medias aterrizará en “Gym Tony” Miranda (María Hervás), una reputadísima bloguera de moda lista para convertir el gimnasio de barrio en la tendencia chic fashion de la temporada.
Tras una breve intervención estelar, Cristina Alcázar retoma su personaje de Patricia, una directora de banco hiperestresada con un carácter de perros, sobre todo con el género masculino. Entre los “damnificados” por su genio estará Héctor (Rodrigo Poisón), el prototipo de guaperas de gimnasio enamorado de su reflejo en el espejo. 

Sara Gómez, María Alfonsa Rosso y Pablo Carbonell, otros fichajes 

El staff del gimnasio también aumenta su número. Si ya resulta difícil hacerse entender en “Gym Tony”, para liar todo un poco más llega un nuevo masajista. Es Kenny (Max Marieges), un “guiri” de manual, atractivo, fan de los Sanfermines y tan juerguista como el dueño del gimnasio. Igual de atractiva resultará la nueva recepcionista, Mayka (Sara Gomez), una exintegrante del mítico grupo musical Sex Bomb pero que todo lo que tiene de explosiva lo tiene de despistada.
María Alfonsa Rosso se presentará en “Gym Tony” para poner orden entre tanto caos. Interpretará a Luisa, la abuela de Tony. Deslenguada, canalla y obsesionada con el sexo opuesto, se sale siempre con la suya gracias a su dulce apariencia de venerable anciana.
Finalmente, en su regreso a la comedia televisiva, Pablo Carbonell se pondrá en la piel de Odiseo, un operario municipal que trabaja arreglando una zanja justo frente a la puerta de “Gym Tony”. Una obra que durará más que la edificación de El Escorial y que traerá por la calle de la locura a Tony y a todos sus socios.

Ha consolidado su liderazgo entre el público joven 

‘Gym Tony’, el gimnasio de barrio más alocado y surrealista de la televisión, renueva una tercera temporada después de consolidar su liderazgo entre el público joven de entre 13 y 24 años en el access prime time, con una media del 10,2% de share, duplicando los datos registrados por La Sexta en la misma franja y edad (5,8%). 
La comedia que Cuatro produce en colaboración con La Competencia y que relata a través de una sucesión de sketches los acontecimientos que tienen lugar en este singular establecimiento de culto al músculo del humor, suma una media del 6,2% de share y 1.154.000 espectadores, cifra que crece 1,4 puntos para llegar al 7,6% de cuota en target comercial, convirtiéndose en uno de los contenidos con mejor rendimiento de la cadena.

PUBLICIDAD
Y ADEMÁS:
Share:

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

PUBLICIDAD